Una policía de paisano evita que un perro reciba una paliza de su dueño

La Policía Nacional confirmó que el perro acabó a salvo y su dueño fue denunciado

La Policía Nacional ha anunciado a través de sus redes sociales que una agente de policía que estaba fuera de servicio consiguió evitar que un perro recibiera una brutal paliza por parte de su dueño.

“Le estaba propinando puñetazos a su perro en Madrid y una policía fuera de servicio alertó a los compañeros, quienes rápidamente acudieron al lugar”, contaron en la publicación. La Policía aseguró que el perro ya está a salvo y que su dueño ha sido denunciado.

Por otro parte, la Policía recordó que el maltrato animal “es delito” y que hay que “denunciar” al 091 si se conoce algún caso. El maltrato animal es un grave problema social al que no siempre se le da importancia o la atención que merece, pese a que es un delito recogido en el Código Penal. Cientos de animales son víctimas de abandonos o vejaciones anualmente, y son muchas las formas de maltrato: desde no alimentar al animal hasta el castigo psíquico o físico.