La Policía detiene a 94 individuos al haber estafado por el sistema SIM swapping

Consiste en robar los datos bancarios y duplicar la tarjeta del teléfono

La estafa comienza con el robo de los datos bancarios a través del ordenador
La estafa comienza con el robo de los datos bancarios a través del ordenadorLa Razón

Agentes de la Policía Nacional han detenido, en una operación desarrollada en diferentes municipios de España, a 94 personas por un fraude cometido mediante el método del SIM swapping. El modus operandi consiste, en primer lugar, en apoderarse de las claves de acceso a la banca online de la víctima por medio del método phishing. Así, los estafadores pueden ingresar a la cuenta bancaria desde Internet, pero aún no están capacitados para operar plenamente debido a que tienen que salvar una doble barrera de seguridad. En una segunda fase (SIM swapping propiamente), duplican la tarjeta SIM del teléfono del perjudicado.

 Para ello, tienen que engañar a los empleados de una tienda de telefonía mediante falsificaciones de documentos oficiales. Suplantan la identidad de la víctima y obtienen así una copia de la tarjeta de su teléfono móvil. De esta manera, reciben los mensajes del banco con las claves necesarias para autorizar las transacciones monetarias que previamente ellos mismos han realizado en su beneficio, mediante la aplicación o web de la entidad bancaria de la víctima.

Los arrestados conformaban los diferentes niveles de la organización criminal, cumpliendo roles diferenciados de falsificadores, muleros, blanqueadores de beneficios y los contratadores de todos ellos. 

Se les acusa de cometer presuntos delitos de estafa continuada, blanqueo de capitales, pertenencia a grupo criminal y, en algunos casos, falsificación y usurpación de estado civil. La cantidad de dinero obtenida asciende a más de medio millón de euros.

La investigación dio comienzo cuando unidades especializadas en la lucha contra la ciberdelincuencia tuvieron conocimiento de la existencia de denuncias con características similares en diferentes lugares del territorio nacional. Tras identificar un mismo modus operandi, se constató que los autores de los hechos pertenecían a una misma organización criminal que sería objeto de las pesquisas destinadas a su total desarticulación.

Los agentes han identificado un total de 504.800 euros de dinero estafado. Hay numerosos afectados, a uno de los cuales llegaron a retirar de su cuenta 240.000 euros.

Las indagaciones culminaron con un operativo llevado a cabo de manera coordinada en 16 municipios españoles. Se saldó con la detención de 94 personas, dos investigados no detenidos y dos registros domiciliarios con incautación de material informático.