Cae una red china que blanqueaba medio millón de euros semanales

La Guardia Civil ha detenido a 32 personas por defraudar 14 millones de euros

Al menos otro ciudadano chino ha sido detenido tras un registro en Vallecias
Al menos otro ciudadano chino ha sido detenido tras un registro en Vallecias

Los investigadores creen que venían sacando alrededor de medio millón de euros semanales. Una cifra que «cuadra» con la cantidad en efectivo incautada durante los 65 registros practicados ayer los distintos domicilios y locales comerciales: 600.000 euros, según adelantaron ayer fuentes cercanas a la investigación a este diario. Se trata de la «operación Snake», autorizada por el Juzgado de Instrucción número 7 de Parla (el epicentro está en el polígono industrial de Cobo Calleja) desde hace dos años y «ejecutada» ayer por los agentes de la UCO de la Guardia Civil en Cobo Calleja, en Puente de Vallecas, Barcelona y Valencia. Hasta el momento se han detenido a 32 integrantes de una red dedicada al tráfico internacional de mercancías eludiendo el pago de impuestos, según informó ayer la Dirección General de la Guardia Civil. Se prevé la imputación de otras 47 personas por los delitos de blanqueo de capitales, contra la Hacienda Pública, contra los derechos de los trabajadores, contrabando, pertenencia a organización criminal y falsedad documental.

La investigación comenzó hace dos años en la Fiscalía Anticorrupción tras detectar una organización que transportaba de forma ilícita mercancías en el ámbito de la Unión Europea y China. La red contaba en España con un matrimonio chino de confianza para supervisar su actividad y llevaba a cabo el fraude gracias a ese experto español, una especie de asesor fiscal o gestor administrativo para la parte aduanera.

La red, «muy bien organizada y muy bien implantada en el territorio nacional», según destacó ayer el ministro del Interior, Jorge Fernández, controlaba, además, varios talleres de confección en los que trabajaban ciudadanos chinos cuyas identidades eran utilizadas fraudulentamente por el grupo en otras actividades ilegales.

En un análisis parcial de los datos financieros y fiscales se ha podido determinar un presunto fraude de más de 14 millones de euros y los 300 millones de euros en el blanqueo de capitales.

Los miembros de la red facilitaban a empresarios el blanqueo de sus activos, por el que cobraban diversos porcentajes de comisión.

Según informó ayer Efe, un español experto en trámites aduaneros asesoraba a la trama china desmantelada en Madrid, Barcelona y Valencia en la creación de las estructuras para defraudar a Hacienda.

Además de la UCO, también han participado funcionarios de la Agencia Estatal de Administración Tributaria y de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social de Madrid. Además, están siendo apoyados por personal de Europol en labores de Inteligencia y análisis forense.

Asimismo, están participando –la operación sigue abierta– agentes del Grupo de Reserva y Seguridad (GRS) número 1, de la Unidad de Seguridad Ciudadana, la Unidad Orgánica de Policía Judicial, Equipos Fiscales y diversas patrullas de seguridad ciudadana de la Comandancia de Madrid, así como el servicio cinológico (perros expertos en detectar los escondites de dinero), Servicio Aéreo, la Sección de Policía Judicial de la Zona de Cataluña, patrullas de seguridad ciudadana de la Comandancia de Barcelona, Unidad Orgánica de Policía Judicial y patrullas de seguridad ciudadana de la Comandancia de Valencia.

El revuelo de ayer en el polígono de Cobo Calleja no fue en absoluto una novedad. El pasado 18 de noviembre la Policía Nacional llevó a cabo una operación similar y hace dos años la macroperación dirigida por el juez de la Audiencia Nacional, Fernando Andreu, la «operación Emperador», que se saldó con 110 detenidos, entre ellos el famoso cabecilla de la trama, Gao Ping.

La criminalidad cae un 15% en lo que va de año

En el primer trimestre de 2015 la tasa de criminalidad en la Comunidad ha caído un 15%, según los datos del Ministerio del Interior publicados ayer en su web. Los delitos son los asuntos que registran un descenso más alto, con un 7,1% (40.348 en 2014 frente a los 37.484 en 2015), mientras que las faltas lo han hecho un 3,2% (56.370 en 2014 frente a las 54.540 en 2015).