La humillación de un niño con parálisis cerebral que indigna a las redes

Un vídeo denuncia el acoso escolar de un adolescente en un colegio de Canadá

Momento en el que una estudiante pisa a Brett Corbett
Momento en el que una estudiante pisa a Brett Corbett

Un joven con parálisis cerebral fue humillado por una treintena de alumnos, que lo obligaron a tumbarse sobre un arroyo para que pasaran sobre él son mojarse, mientras el resto se reía lo grababa e incluso le lanzaran una piedra.

Brett Corbett tiene 14 años y ha sido víctima del acoso escolar de sus compañeros de colegio. El pasado martes 6 de noviembre, un grupo de unos 30 estudiantes de la escuela Glace Bay de Canadá caminaban por los alrededores del colegio y pasaron junto a un arroyo. A uno de ellos se le ocurrió la "brillante"idea de pedirle a Brett que se tumbara sobre el agua para hacer de puente y que pudieran pasar al otro lado sin mojarse. Brett aceptó. Una chica pisó sobre su espalda para cruzar mientras el resto grababa la escena y se reía. Es más, uno de los adolescentes llega a tirarle una piedra.

Brandon Jolie, padre de un amigo de Corbett recibió el vídeo y lo publicó en Facebook para denunciar lo que había ocurrido: "Nunca en mi vida he estado más disgustado. El joven en este video es mi amigo hijo, tiene parálisis cerebral". Jolie hizo un llamamiento a los padres y a la educación que dan a sus hijos: "Padres: ustedes fallaron a esta generación. Muchos adolescentes se quedaron de pie y lo vieron e incluso lo grabaron. Espero que vean este vídeo, reconozcan a su hijo y sientan vergüenza". A la niña que lo pisó, le dijo "deberías estar avergonzada de ti misma".

Jolie recuerda que "todos los que conocen a este chico saben que tiene una discapacidad. ¿Tan difícil es mostrar algo de compasión? Quedarse pie y no sólo permitir que suceda sino que ¡lo grabaron como si se tratara de una broma! Estamos en 2018, muestra un poco de respeto por los demás".

"Creo que tenemos afrontar esta situación y cambiarla. Tenemos que mirar a nuestros hijos y las lecciones que les estamos enseñando, tenemos que desempeñar un papel más activo en su vida social. Cosas como ésta pasan porque no sabemos lo que nuestros hijos están haciendo en la escuela o con sus amigos. Esto tiene que cambiar", concluyó.

Jim Ellsworth, padre de uno de los niños que acosó a Corbett, explicó a "The Chronicle Herald"que "lloró al ver el vídeo de su hijo. Estoy absolutamente devastado. Ha cometido un gran error y sufrirá las consecuencias. Su madrastra no ha dejado de llorar desde que vio el vídeo el jueves. Ese no es el chico que conocemos". Además, Ellsworth dijo que han inscrito al niño en un programa del colegio y que comenzará a trabajar como voluntario en el programa de desayuno de la escuela a partir de mañana. Asimismo, anunció que el adolescente escribirá una carta de disculpa y se la entregará a la familia. Una carta que Corbett aceptaría con gusto: “La vida es demasiado corta para guardar rencor. No creo que sea una mala persona. Todos estaban participando, así que decidió unirse", afirmó. "Estoy contento de que me hayan amenazado porque tal vez esto suponga un pequeño cambio. No quiero que intimiden a nadie más".

Cuando las imágenes llegaron a los responsables del centro escolar, anunciaron que habían abierto una investigación: "Este es un comportamiento inaceptable y muy decepcionante. Este tipo de comportamiento no será tolerado y no es uno de las cosas de las que estemos orgullosos", indicó un portavoz.

También los estudiantes mostraron su rechazo a lo sucedido y el pasado viernes, una veintena de ellos, abandonaron sus clases para protestar por lo ocurrido. Denunciaron que la escuela no está haciendo lo suficiente para prevenir y terminar con el acoso escolar y lamentaron que la joven que saltó sobre Corbett sólo fuera suspendida durante un día, aunque oficialmente el centro se ha negado a dar explicaciones y ha prohibido a los alumnos volver a hablar del asunto.