Un mundo smartwatch

Moto 360
Moto 360

Hoy se han ofrecido más detalles del Apple Watch, uno de los gadgets del año. Pero la carrera en este sector comenzó hace tiempo. Y, a veces, va contra reloj.

Dado el revuelo que ha despertado hoy la presentación en San Francisco del Apple Watch, parecería que fueron ellos quienes inventaron el concepto de smartwatch. La realidad es que opciones hay muchas, la mayoría de ellas tienen el sistema operativo Android. No todos son un espejo del teléfono móvil mediante el cual se puede hablar, pero cada una de las siguientes opciones destaca en diseño, apps, batería o prestaciones. Después de todo, un smartwatch no tiene que ser una alternativa al teléfono, sino un complemento.

El preferido de los activos

Más allá de medir distancias, reflejar calorías gastadas, el Garmin Vivoactive permite ver y responder los mensajes entrantes gracias a una aplicación propia. Se trata de un reloj con GPS que hace las delicias de quienes están todo el día fuera. Su Garmin Conect App permite conectarse a redes sociales para dar envidia del entorno.

Atención adictos a la moda

El Guess Connect tiene una apariencia muy cuidada, no parece en absoluto un smartwatch y aún así guarda en su interior un micrófono y un pequeño altavoz para dar comandos de voz y conectarse al smartphone. Estará disponible para sistemas Android e iOS.

El minimalista

La marca china Huawei ha creado su primer smartwatch y tendrá las prestaciones que se espera de un smartwatch. Sin mucha parafernalia de diseño, recibe alertas, tiene monitor cardíaco y barómetro y conecta con apps de ejercicio determinando, él solito, si estamos corriendo, caminando o paseando en bicicleta.

El tiempo es oro

Si el modelo anterior es minimalista, el Lenovo Vibe Band VB10 peca de espartano. No tiene ningún tipo de app para ejercicios, simplemente da alertas del móvil con tinta eléctrica. Su mejor presentación es que es el que mejor batería tiene: una carga es suficiente para siete días de uso. Por unos 70 euros no se puede pedir mucho más. Disponible para sistemas Android e iOS.

Conectado todo el tiempo

El LG Watch Urbane LTE tiene un sistema operativo propio y viene con su propia conexión 4G, lo cual significa que no precisas del móvil. Es un poco pesado para llevar en la muñeca, pero cumple con todas las prestaciones de la mayoría de los smartwatches habituales (conectividad, apps y alertas) y tiene un diseño agradable a la vista.

Para volver a usar reloj

Alpina, Frederique Constant y Mondaine se han unido en él un proyecto MMT (Manufacture Modules Technologies), una agrupación que reúne a algunos de los más importantes fabricantes de relojes suizos y buscan reunir sus conocimientos en la relojería artesana con los smartwatches. Y a juzgar por los primeros productos lo están consiguiendo. Los dispositivos miden nuestra actividad, sueño, darán un impulso a nuestra pereza con alertas cuando llevemos demasiado tiempo sentados y, presumiblemente, también nos alertarán de mensajes o llamadas. Supuestamente, la batería durará dos años y luego se reemplaza. Disponible a partir de mayo.

El de mayor éxito

Es muy probable que hasta el momento, el trono de los relojes inteligentes lo ostente Peeble. Son piezas eficaces que cumplen con su cometido sin pretender mucho más que colaborar sin transformarse en un dispositivo llamativo. Sus últimas versiones, Pebble Time y Time Steel, conectan con el smartphone, tienen una pantalla decente y su batería, según afirman en Peeble, puede llegar a durar 10 días en el modelo Steel.

Fanáticos de la música

Desde que el cantante de Black Eye Peas se metiera con Intel a asesorar en tecnología, hemos visto muchos de sus proyectos. PULS sería su primera incursión en el sector de smartwatches. Tendrá cuando aparezca, en el curso de este año, todas las características deseables, más un diseño muy cuidado y moderno y se espera una calidad de sonido que vaya acorde con quien lo firma.

Retratar la vida

El Sony Smartwatch 3 Steel, la tercera generación de relojes inteligentes de la marca japonesa, también tendrá comando de voz y gestos, aplicaciones de actividad física junto a la app Lifeblog, que permite capturar momentos inolvidables y efímeros que se perderían si buscamos una cámara.

De mil colores

Económico, discreto y con las características más requeridas (notificaciones y apps de ejercicios) el Withings Activité Pop sincroniza con Android e iOS y tiene una increíble variedad de colores. Precio: 100 euros.

El teléfono en tu muñeca

Lo positivo del Samsung Galaxy Gear Smartwatch es que permite responder llamadas, enviar mensajes de texto y tiene una pantalla muy resolutiva que evita estar pendiente del móvil. Su diseño y perfil son más que agradables. El problema es que a Samsung se le puede pedir mucho más.

Inesperada sorpresa

Tiene estilo. No tiene nada que ver con sus inequívocos primos que alardean de ser un smartwatch, pero ofrece todas sus prestaciones. Se trata del Asus ZenWatch. Alertas, conectividad, aplicaciones y un sistema de reconocimiento de voz que funciona extraordinariamente bien, aún en ambientes ruidosos.

El invitado que nadie espera

Muy pocos hubieran apostado por un smartwatch potente desarrollado por Motorola. Y sin embargo, el Moto 360 tiene un marco de acero, una pantalla armónica en su tamaño y correas de cuero. Es de los primeros en haber roto el molde de gadget de plástico que hasta ese momento tenían todos los relojes inteligentes. Tiene las características de alerta habituales y si no fuera por un procesador un poco lento, que se demora en pasar el menú de las apps disponibles, estaría muy cerca del ideal.