Los fabricantes chinos de semiconductores produjeron 140.000 millones de chips hasta mayo

Todo ello supone un aumento del 37,8% en comparación con el mismo período de 2020

Los fabricantes chinos de semiconductores produjeron 140.000 millones de chips hasta mayo
Los fabricantes chinos de semiconductores produjeron 140.000 millones de chips hasta mayo FOTO: Archivo

Alrededor de 30.000 millones de circuitos integrados han producido los fabricantes chinos de semiconductores durante el mes de mayo de este año, lo que a grandes rasgos supone un aumento del 37,8% en comparación con el mismo período de 2020 y establece un récord histórico en el citado lapso de tiempo.

La información se recoge en el South China Morning Post, con información y datos procedentes de la Oficina Nacional de Estadísticas de China, donde se afirma que, hasta el quinto mes de 2021, China produjo alrededor de 140.000 millones de circuitos integrados, es decir, un incremento del 48,3% en comparación con los primeros cinco meses del pasado año.

El mayor consumidor de semiconductores del planeta

La República Popular es uno de los grandes productores y el mayor consumidor de semiconductores del planeta, ya que la mayoría de los productos electrónicos producidos y ensamblados se encuentran precisamente en este territorio. No obstante, hay algo innegable y los números avalan el crecimiento de este mercado año tras año. La mayor parte se emplea en chips de memoria, así como en procesadores para vehículos, teléfonos inteligentes, electrodomésticos y otro sin fin de dispositivos, cuyas producciones se encuentran paralizadas en no pocos casos.

Gran parte de los chips que fabrica el país es de 28 nm o más, ya que otros productores de semiconductores como SMIC (Semiconductor Manufacturing International Corporation) y Hua Hong no pueden producir chips con procesos de tecnología más avanzados. Pero incluso con uno de los mayores índices de producción del planeta, China no es capaz por sí sola de satisfacer una demanda mundial que no cesa de crecer, puesto que, desde enero a mayo de este año, el país importó 260,35 mil millones de circuitos integrados, un 30% más que en el mismo período de 2020 y las unidades producidas continúan siendo escasas.

La normalidad tardará en llegar

Recientemente Pat Gelsinger, CEO de Intel, advertía durante un evento en línea, que la enorme demanda de chips ha derivado en un período de escasez que aún tardará varios años en regularizarse. La empresa norteamericana invirtió en marzo de este año alrededor de 20 mil millones de dólares para ampliar su capacidad de producción de chips. Pero incluso con este crecimiento, es difícil anticipar cuándo volverá la producción electrónica a la normalidad.