Maribel Verdú confiesa en “Planeta Calleja” proposiciones deshonestas de “gente muy influyente”

La actriz viajó con Jesús Calleja hasta una antigua colonia portuguesa en África

Maribel Verdú durante la charla con Jesús Calleja
Maribel Verdú durante la charla con Jesús Calleja FOTO: Mediaset Cuatro

La actriz Maribel Verdú se suma al reparto de famosos que han pasado por “Planeta Calleja”. En este caso el viaje del programa de Cuatro la llevó a Santo Tomé y Príncipe, en el Golfo de Guinea. Allí le confesó a Jesús Calleja su decisión de no tener hijos, sus miedos como actriz y el acoso que sufrió por “personas muy influyentes”.

“Tengo miedo a que no me contraten más”, confesó la actriz de “Amantes” durante el viaje y añadió que siempre piensa que su siguiente trabajo “va a ser el último. Porque voy cumpliendo años, no va a haber papeles para mí...”. Matizó que en el caso de las mujeres es incluso peor, “un lastre gordo, ves que todas terminan tocándose, haciéndose...”. El presentador intervino para opinar que le parecía injusto que no pase eso mismo con los hombres.

La actriz aprovechó una de las preguntas de Calleja para asegurar que sí sufrió acoso: “Sí, y no conozco a ninguna mujer a la que no le haya pasado, que no haya tenido que soportar barbaridades. Que, de repente, has llevado a juicio, como fue mi caso hace muchos años”. Y narró como hace “dos años en un sitio de tapas y que se te coloque un señor con todo el paquete detrás, y sabes que lo está haciendo adrede y da tanto asco y tanta rabia”.

Llegado ese punto también ha confesado haber sufrido acoso en el trabajo: ““Ha habido gente que llamaba al camerino, gente muy influyente, y decirle: ‘¿Puede salir usted de aquí?”. Es más, incluso retarles: ¿puede repetirme esto delante de mis compañeros?”. Calleja quiso apuntalar que hablaba de “proposiciones deshonestas”: “Sí”. Y acudir a dos compañeros actores “temblando” para que la socorrieran y sin que el sujeto se atreva a repetir la propuesta habiendo otro hombre delante: “me pone enferma”.

“Para mí fue liberador”, explicó la actriz sobre el movimiento “Me too”, porque era de las que “cruzaba de acera si veía a un grupo de hombres”, sobre todo si va con su hermana. Cosa que no pasa, aclara, si vas con un hombre y así no scuchar “gilipolleces y barbaridades”. Asegura que le da “tranquilidad” el poder sacar el móvil y amenazar con estar grabando el momento. Calleja la reconoce entonces tensa, a lo que contesta afirmativamente: “sí porque si hay algo que no soporto aparte de la injusticia es el abuso de poder”.