El gasto de las empresas en innovación crece un 24,4 por ciento en Andalucía

La irrupción de la Covid-19 ha puesto de manifiesto la necesidad de virar en esa dirección con el fin de acelerar la reactivación.

AV.- El 73% de los españoles tiene una visión positiva de la innovación, 16 puntos menos que hace dos años
Axel Heimken/dpa

El gasto en actividades innovadoras de las empresas con sede social en Andalucía ascendió en 2019 a 868 millones de euros, un 24,4% más que en 2018. Esta estadística recoge que las firmas andaluzas con actividades innovadoras crecen un 40,1%.

Así lo refleja el ‘Informe sobre la Innovación Empresarial en Andalucía’ elaborado por la Agencia Andaluza del Conocimiento, organismo dependiente de la Consejería de Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades, a partir de los datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

De acuerdo con el INE, el aumento de la inversión realizada en actividades innovadoras por la iniciativa privada sitúa a Andalucía en quinta posición a nivel nacional por detrás de la Comunidad de Madrid, Cataluña, País Vasco y Comunidad Valenciana, ha informado la Consejería por medio de una nota.

El número de empresas andaluzas con actividades innovadoras creció el pasado ejercicio un 40,1%, lo que se traduce en 934 entidades más. En conjunto, estas firmas suman 3.261, que representan el 13,3% del tejido empresarial andaluz, frente a casi el 10% que suponían en 2018, cuando se registraron 2.327.

Se trata de compañías que incluyeron algún tipo de innovación en alguno de los productos o procesos implicados en su actividad de negocio.

Igualmente, también ha aumentado el peso de estas entidades respecto al total de España. En 2018 suponían el 10,2% del conjunto nacional, porcentaje que se situó en 2019 en el 12,2%.

Andalucía es, por tanto, la tercera comunidad autónoma en cuanto al número de empresas con actividades innovadoras, por detrás de Cataluña (6.378) y la Comunidad de Madrid (4.354).

Las empresas andaluzas con actividades innovadoras también aumentaron la cifra de negocio proveniente de estas acciones u obtenida gracias a ellas (intensidad innovadora). Si en 2018 el volumen de negocio procedente de innovaciones suponía el 1,92%, en 2019 este porcentaje subió al 2,31%.

Para la realización de actividades innovadoras, los empresarios andaluces optaron por cooperar, mayoritariamente, con otras empresas (el 80,9%). El resto de opciones elegidas fueron las universidades (el 34%, una de cada tres optó por cooperar con estas entidades) y la Administración pública o los Institutos Públicos de Investigación (el 23%).

Estos porcentajes desvelan que el fortalecimiento de los lazos entre el sector público y el privado en materia de transferencia de conocimiento e innovación tiene margen de mejora en Andalucía.

Las principales complicaciones que las empresas andaluzas encuentran a la hora de realizar actividades innovadoras son la existencia de otras prioridades dentro de la empresa, unos costes demasiado elevados asociados a la innovación o las dificultades para optar a ayudas o subvenciones públicas que cubran dichos costes.

La Consejería de Transformación Económica ha reforzado, desde el inicio de la legislatura, las líneas de apoyo a la innovación en la actividad productiva andaluza, teniendo en cuenta que junto a la investigación constituyen dos áreas de alto interés para la comunidad, ya que están estrechamente ligadas a la competitividad empresarial y al desarrollo económico de la comunidad.

La irrupción de la Covid-19 ha puesto de manifiesto la necesidad de virar en esa dirección con el fin de acelerar la reactivación.

OCHENTA Y CUATRO MILLONES DE EUROS A I+D+I

Este compromiso se ha materializado en una serie de medidas que se concretan en incentivos directos al tejido empresarial, en estrategias y programas públicos y en iniciativas de formación para favorecer la capacitación.

En lo que respecta a las ayudas, la Consejería ha reactivado este ejercicio, a través de la Agencia IDEA, el Programa de apoyo a la I+D+i empresarial con una dotación de 84 millones de euros.

El programa, que se articula a través de diversas líneas, tiene como objetivo el incremento de la competitividad de las empresas a través de la generación e incorporación de conocimientos, tecnologías e innovaciones destinadas a la mejora de procesos y la creación de productos y servicios tecnológicamente avanzados y de mayor valor añadido.

Hasta el momento, se han presentado 258 proyectos por parte de 429 empresas y centros de investigación, que movilizan una inversión de 252,7 millones de euros en Andalucía.

También el Ejecutivo autonómico ha dado un nuevo impulso, en el campo de la colaboración público-privada, a la Compra Pública de Innovación (CPI), que pretende poner en marcha una nueva fórmula de licitación para cubrir las demandas de bienes y servicios públicos aún no disponibles en el mercado y con la que se busca impulsar la iniciativa innovadora en el sector privado. Se han seleccionado doce proyectos de alto contenido tecnológico presupuestados en 35 millones.

Con este mecanismo se espera cubrir el 75% de las necesidades de innovación que la Junta no puede atender por medios tradicionales de contratación, como recoge la Estrategia de Compra Pública de Innovación de la Junta de Andalucía, dotada con 50 millones de euros de los Fondos Feder.

LOS PARQUES TECNOLÓGICOS

Otra de las principales líneas de actuación de la Consejería de Transformación Económica se centra en los parques científicos y tecnológicos, espacios donde la Administración, la empresa, la innovación y la universidad van de la mano.

En el marco del Parque Científico y Tecnológico Cartuja (PCT Cartuja), la Consejería impulsa el proyecto eCitySevilla, una actuación que pretende convertir el parque en el primer entorno europeo a la vanguardia de la innovación en energía renovable, transporte sostenible, edificación eficiente, datos abiertos e infraestructura digital.

En el Parque Tecnológico de Andalucía (PTA) se desarrolla también, con el apoyo de la Junta, el centro de pruebas y certificación de tecnología V2X, que Dekra y Telefónica han construido en la tecnópolis malagueña.

Este enclave es pionero en Europa en esta tecnología y en la movilidad sostenible e inteligente y está disponible para que cualquier entidad interesada realice pruebas en escenarios reales.

La Junta ultima el Plan General de Emprendimiento de Andalucía, un instrumento de planificación que verá la luz en el primer trimestre del próximo año.

También ha puesto en marcha el programa Startup Andalucía Roadshow, una liga para seleccionar a las mejores empresas emergentes de Andalucía para apoyarlas en el impulso de su idea de negocio y su internacionalización.

Transformación Económica trabaja en el diseño de un Plan de Captación del Talento Digital, que tiene como finalidad convertir la comunidad en un lugar de referencia para que el talento innovador procedente de otras regiones y países pueda desarrollar su trabajo, bien en empresas regionales o bien de forma remota mediante el teletrabajo para compañías nacionales e internacionales.

En colaboración con Vodafone (Programa Minerva) y Telefónica (‘Andalucía Open Future’), la Consejería también viene desarrollando programas de aceleración de empresas emprendedoras de base tecnológica.

DIGITALIZACIÓN DE LAS EMPRESAS

Otro de los objetivos en los que despliega recursos la Administración autonómica es la digitalización de las empresas para favorecer la innovación del tejido productivo andaluz, que tendrá que competir en un nuevo escenario marcado por la cuarta revolución digital.

En este contexto, la Consejería de Transformación Económica ha destinado, a través de la nueva Agencia IDEA, 22 millones de euros a la transformación digital de las pymes andaluzas.

A esta línea se sumará en breve una dotación de 3,6 millones para asesorar y acompañar también a las pequeñas y medianas empresas en la incorporación de soluciones tecnológicas a sus negocios.

Junto a estos incentivos, destacan otras acciones formativas para apoyar a las empresas y a sus profesionales en las competencias digitales.