El Ayuntamiento de Salamanca pone a disposición de las familias una renovada y ampliada zona de juegos infantiles en la Plaza del Campillo

Con una inversión total en torno a 170.000 euros, se ha cuadruplicado la superficie de juegos

El alcalde de Salamanca, Carlos García Carbayo, conversa con el consejero Ángel Ibáñez, durante la inauguración del parque
El alcalde de Salamanca, Carlos García Carbayo, conversa con el consejero Ángel Ibáñez, durante la inauguración del parque FOTO: Ayuntamiento de Salamanca

El Ayuntamiento de Salamanca, que preside Carlos García Carbayo, ha concluido los trabajos de acondicionamiento y ampliación de la zona de juegos infantiles de la Plaza del Campillo, dentro de una inversión total de 170.680,27 euros, -de los que la Junta de Castilla y León aporta el 94 por ciento-, creándose la mayor zona de juegos infantiles en el casco histórico al cuadruplicarse la superficie hasta los 512 metros cuadrados.

La reforma ha consistido, en primer lugar, en la ampliación y mejora de la zona de juegos infantiles, en tonos verdes y marrones para naturalizar su imagen. En concreto, se ha instalado un gran combi con capacidad para 28 niños formado por diferentes toboganes, escaleras y trepas, entre otros elementos; un carrusel; un balancín; un columpio doble con cesta; un balancín dinámico y un pequeño campo de futbol de 70 metros cuadrados.

Al mismo tiempo, se ha cambiado el suelo de la zona infantil por césped sintético sobre pavimento amortiguante y se ha vallado toda la zona para dotarla de una mayor seguridad y compatibilizarla con la actividad hostelera en las zonas de terraza.

Las mejoras en la Plaza del Campillo continuarán durante los próximos días con la ampliación del número de bancos en la zona estacional y su naturalización con la incorporación de jardineras ornamentales compuestas por especies vegetales de bajo mantenimiento y que aporten colorido y biodiversidad, como stipa, salvia roja, rusco, nandina, hemerocalis y espliego, entre otras.

Debido a la naturaleza de la obra sobre un parking subterráneo existente, se plantean jardineras con impermeabilización y drenaje que eviten filtraciones al subsuelo y permitan la vuelta de la naturaleza a la plaza, así como maceteros de madera con palmeras en las zonas de terraza y jardineras florales en las farolas existentes.

A mayores, se creará una fuente ornamental en el centro de la zona estancial, que no solo constituirá un componente decorativo en la fisonomía de la plaza, sino que se empleará como torre de refrigeración en la zona verde.

Por último, también siguiendo la filosofía de Savia Red Verde Salamanca, se renuevan todas las luminarias existentes por tecnología LED, energéticamente eficiente, de manera que se reduzca el consumo y mejore la calidad lumínica de la plaza.