MMA

Juan Martos se despide a lo grande del ring

A los 42 años peleará con Pedro Ruiz por el título europeo el próximo día 3 de diciembre

Juan Martos
Juan MartosArchivofreemarker.core.DefaultToExpression$EmptyStringAndSequenceAndHash@54c2060e

“Son muchos años de sacrificio, tengo ganas de poder llevarnos el cinturón que para mí es muy importante porque no lo tengo y me lo tengo que llevar a toda costa. Lo tengo que ganar sí o sí”, dice Juan Martos en declaraciones a La Razón antes de afrontar su último combate con el título europeo ISKA del peso superligero en juego.

Martos, conocido como “La Avispa”, se despide después de una carrera exitosa el próximo 3 de diciembre en la localidad toledana de Añover de Tajo. Antes, el día 2, se producirá el pesaje en la discoteca Tiffany’s The Club. Su propietario, Edu Benito, es un gran aficionado a los deportes de contacto, y ha querido sumarse a la despedida de este gran luchador, padre de cuatro hijos, que ha visto llegar ya la hora del adiós.

 

Los sentimientos, llegado este momento, son encontrados. “Tristeza por una parte porque llevo toda la vida dedicado a los deportes de contacto. Alegría porque miro atrás y veo una buena carrera de mi parte, con muchos combates. He ganado, he perdido, pero cuando ha habido títulos en juego me los he llevado. Tristeza porque es toda una vida dedicada a esto y me da pena. Contento porque años atrás no hubiera pensado llegar a la cifra de los combates que he hecho y los títulos que me he llevado”, asegura.

En el momento de afrontar su última velada, Martos no se olvida de la gente que le ha acompañado en el camino, como su agente y promotor, Antonio Ricobaldi. “En España no es fácil llegar a lo que he llegado y transmitir todo lo que he hecho. No es fácil, pero no por mi parte, por Antonio Ricobaldi y todo el trabajo que ha hecho”, reconoce. ”Era el único que se preocupaba, era él el único que se movía para tener grandes locales para los pesajes. Hemos estado en los edificios más emblemáticos de Madrid y todo eso lo ha movido él, darte ese minuto de gloria. Ser un luchador, que te mire la gente, que salgas en prensa y que te sientas valorado, eso lo ha hecho Antonio Ricobaldi. Han sido unos años muy bonitos que me han cuidado, me han tratado de maravilla. Antonio Ricobaldi y Manuel García Barrios en el tema táctico. Hemos sido una gran familia y me despido a lo grande por ellos, por estar a su lado”, agradece Martos.

El día 3 llega el momento de su gran despedida, posiblemente con un cinturón más. Siempre con Antonio Ricobaldi a su lado.