Europa

El gasto con tarjetas Visa crece un 8,5 %

Uno de cada seis euros que se gastan en Europa se paga con Visa

El gasto con tarjetas VISA crece un 8,5 %
El gasto con tarjetas VISA crece un 8,5 %

Uno de cada seis euros que se gastan en Europa se paga con tarjeta Visa, según un informe de la compañía.

El gasto total con tarjetas Visa en España alcanzo un volumen de 159.400 millones de euros, con un crecimiento del 8,5%. El numero de transacciones realizadas fue de 2.505 millones. El 70% de las compras se sigue realizando en efectivo. En España circulan 45,8 millones de tarjetas Visa. En Europa, uno de cada seis euros que se gastan en Europa se paga con Visa.

Las transacciones con tarjetas de débito aumentaron un 17,9 % durante el ejercicio hasta los 998 millones de operaciones, en tanto que el volumen de gasto creció un 16,2 % hasta 39.976 millones de euros, lo que muestra, según la compañía, que los españoles controlan cada vez más sus gastos y utilizan cada vez más sus tarjetas.

El consejero delegado de Visa Europe, Nicolas Huss, ha destacado que las nuevas tecnologías permiten que los pagos se extiendan a ámbitos hasta ahora reservados al pago en efectivo de modo que estos se reduzcan, ya que en Europa aún representan el 70 % del total.

En el conjunto de Europa, el gasto con tarjetas aumentó un 8,5 % hasta 87.143 millones de euros, en tanto que las transacciones crecieron un 10,7 %, hasta 1.906 millones de operaciones;Visa Europe cuenta con una cuota de mercado del 14,1 %, lo que supone que uno de cada siete euros que se gastan en el Continente se abona con tarjetas Visa.

La directora general de Visa España, Carmen Alonso, ha explicado que se puede hablar ya de un cambio de tendencia, algo que se vio en 2013 y que se consolida en 2014, y aunque se ha reducido ligeramente el gasto medio, hasta 41 euros, se trata de una buena noticia, pues indica que se generaliza el uso de tarjetas en pagos cotidianos y de pequeño importe.

Alonso ha querido destacar también que en España el uso de tarjeta en comercios representa ya el 55 % del total de gasto con tarjetas VISA en España, así como los bajos niveles de fraude en el país respecto de la media europea -0,022 % frente al 0,045 %-, prácticamente la mitad, debido en parte a la idiosincrasia del país pero también a la inversión en tecnología y a los protocolos de seguridad.

Durante su anterior ejercicio fiscal, Visa Europe logró unos ingresos de 1.900 millones de euros -un 9 % más-, y un beneficio de 343 millones, lo que representa un aumento del 30 %.

Nicolas Huss, por su parte, ha querido destacar el papel de las nuevas tecnologías, aunque ha matizado que "si la innovación no es fácil no funciona, y si no funciona el cliente no la quiere". Por ello, es preciso que comercios y entidades financieras trabajen de modo conjunto con las empresas de medios de pago, sobre todo ahora que con la nueva regulación europea "se van a ahorrar unos 6.000 millones de euros en los comercios europeos", que estas empresas "deberían dedicar en parte a la innovación de sus tecnologías de pago".

Lo que toca ahora, ha indicado, es continuar invirtiendo en nuevas tecnologías, algo en lo que Visa Europe va a invertir 200 millones de euros este año. Y entre las prioridades para este año, Carmen Alonso ha señalado el mantenimiento de la senda de crecimiento y la entrada en nuevos segmentos de mercado, entre ellos el de las tarjetas de "e-commerce"o tarjetas de empresa.