Actualidad

España acabará el año con menos ocupados de los previstos

No supera la barrera de los 20 millones. La previsión de crecimiento de la ocupación se reduce hasta el 2,2%, frente al 2,3% de Sánchez

No supera la barrera de los 20 millones. La previsión de crecimiento de la ocupación se reduce hasta el 2,2%, frente al 2,3% de Sánchez.

Publicidad

La repetición de elecciones ha dejado un escenario político aún más divido y unas previsiones económicas aún más inestables. Para 2019, el Ejecutivo en funciones aseguraba a Bruselas que el crecimiento de la población ocupada ascendería hasta el 2,3% y se mantendría por encima del 2% en 2020, el equivalente a crear 350.000 empleos. Estos datos no solo quedaron desmentidos al inicio de noviembre por los resultados de la Encuesta de Población Activa (EPA), sino que ayer, un día después de que el PSOE perdiese la confianza de 800.000 votantes, un informe de Asempleo volvió a corroborar el frenazo. La previsión de crecimiento de la ocupación se reduce hasta el 2,2% para 2019 y España no superará los 20 millones de ocupados previos a la crisis.

El desgobierno de Sánchez acumula una larga lista de peores resultados. Los registros de afiliación a la Seguridad Social de octubre muestran un aumento de 107.000 personas con respecto al mes anterior, lo que se traduce en una desaceleración de la tasa interanual hasta el 2,3% desde el 2,44% del mes anterior. El pasado mes de octubre también registró el peor dato de paro en España desde 2012, en plena crisis. El número de desempleados aumentó durante ese mes en 97.948 personas en relación al mes anterior. En términos interanuales, esta cifra apenas ha bajado, pasando de una reducción del 3,83% en septiembre al 2,37% en octubre. A estas alturas del año pasado, la tasa de reducción se situaba en el 6,12%.

Según las previsiones de Asempleo, la tasa de paro se situará en el conjunto del año en el 14,2%, nueve décimas menos que en 2018. No obstante, esta dinámica puede sufrir grandes oscilaciones debido a la fragilidad de la coyuntura política y económica. Para lo que queda de año, la creación de empleo continuará a la baja en un entorno más inseguro. De esta forma, Asempleo señala que, en los próximos tres meses, la ocupación crecerá a un ritmo internanual del 1,3% cuando en 2018 avanzaba a tasas del 3% o superiores. El deterioro del empleo reduce la previsión de ocupación para 2019 hasta el 2,2%, una décima inferior a lo estimado por el Gobierno. En concreto, la patronal de agencias privadas de empleo calcula que 2019 finalizará con 19,9 millones de ocupados, frente a los 19,6 millones de un año antes, lo que implicará la creación de algo más de 300.000 empleos en 2019.