La UE estudia el régimen de ayudas para el próximo año

La Razón
La RazónLa Razón

Los ministros de Agricultura de la UE, que se reúnen hoy en Bruselas bajo presidencia de Lituania, comenzarán las negociaciones sobre las medidas transitorias que se aplicarán en 2014, a la espera de la entrada en vigor completa de la nueva Política Agrícola Común (PAC) el 1 de enero de 2015.

Los Veintiocho abordarán, además, las posibles consecuencias del nuevo Marco Financiero Plurianual en lo que respecta a la modulación de las ayudas directas y a la disciplina financiera, un asunto que se considera muy importante porque abre la posibilidad de reducir el nivel de apoyo a los agricultores y ganaderos en caso de que no haya dinero suficiente en el presupuesto, algo que es previsible que suceda con cierta frecuencia, dado el nivel en el que se ha fijado el gasto agrario.

Mientras tanto, el Parlamento Europeo ha hecho público un informe sobre el presupuesto para el periodo 2014-2020 en el que se pone de manifiesto que en el horizonte del año 2020, y a precios constantes de 2011, la dotación del «primer pilar» de la PAC (pagos directos y medidas de mercado) será inferior en un 13% a la del año en curso, mientras que los fondos para desarrollo rural bajarán un 18%.

En el caso concreto de España, habrá una reducción del 3,8% con una caída del 2,3% en ayudas directas y del 9,7% en el dinero que llegará para financiar la política de desarrollo rural.

Como no podía ser de otra forma, ya que los jefes de Estado y de Gobierno de los países de la Unión Europea redujeron por primera vez en la historia el presupuesto global de los estados miembros y también el agrario, la mayor parte de los cuales pueden sufrir importantes recortes.