Economía

Guindos advierte de que el mal uso del fondo de recuperación alentaría posiciones antieuropeas

El vicepresidente del BCE confía en que el rebote de la economía de España sea más intenso que la media de la eurozona

El vicepresidente del BCE, Luis de Guindos, interviene en el curso ‘España, Europa y libertad
El vicepresidente del BCE, Luis de Guindos, interviene en el curso ‘España, Europa y libertadMarta Fernández Jara Europa Press

Los criptoactivos, como bitcoin, no representan un riesgo para la estabilidad financiera en estos momentos, según ha señalado el vicepresidente del Banco Central Europeo (BCE), Luis de Guindos, para quien este tipo de activos no representan alternativas de inversión serias. “No suponen un riesgo para la estabilidad financiera en este momento”, defendió el exministro español de Economía y Competitividad durante la inauguración del curso de verano que organiza la delegación española del Grupo del PPE bajo el título “España, Europa y Libertad” en San Lorenzo de El Escorial (Madrid), recordando que la reciente volatilidad del bitcoin no ha producido turbulencias en los mercados.

En cualquier caso, el vicepresidente del BCE subrayó que no consideraría estos activos como alternativas de inversión serias, afirmando que “no recomendaría la inversión en este tipo de criptoactivos”.

Por otro lado, Guindos reiteró durante su intervención la confianza del BCE en que el repunte de la inflación registrado, que podría rondar el 3% de media en la eurozona a finales de año, será temporal y debido a factores técnicos, por lo que una vez superado el presente ejercicio la tasa de inflación volverá a moderarse. “Si no cometemos errores, si no hay efectos de segunda ronda que hagan estructural lo temporal, la inflación en Europa estará por debajo de la definición de estabilidad de precios del BCE”, ha señalado de cara a los próximos años.

Buena gobernanza

Por otro lado, el vicepresidente del BCE destacó la importancia del fondo europeo de recuperación para financiar la transformación de la economía del Viejo Continente y avisó de que el mal uso de los recursos podría alentar posiciones contrarias a una mayor integración europea.

A su juicio, el fondo de la UE puede ser un catalizador del proceso de transformación, aunque advirtió de que “no será suficiente” por lo que el sector privado debe jugar un papel básico, para lo que ha señalado la importancia de impulsar formas de financiación más allá de la banca a través del capital, para lo que los progresos en la unión del mercado de capitales de la UE resultan una prioridad.

A este respecto, Guindos señaló que la correcta utilización del fondo de recuperación “será básica”, ya que el mal uso de los recursos podría cargar de razones a aquellos que defienden posiciones contrarias a un mayor grado de integración y a la mutualización de riesgos. “La buena gobernanza y la transparencia no solo es importante en sí, sino porque si se hace bien, entonces los que defendemos la existencia de un tesoro común en la eurozona podríamos encontrarnos menos dificultades para completar la arquitectura de la zona euro”.

Crecimiento

El vicepresidente del Banco Central Europeo (BCE) también indicó que la zona euro ha registrado un fuerte rebote del crecimiento en el segundo trimestre de año, que continuará en la segunda mitad de 2021 y que será aún de mayor intensidad en el caso de España, cuya economía se vio más afectada por la pandemia, dijo. “La recuperación esta en marcha con una intensidad muy notable” al tiempo que expresó su confianza en que la zona euro tendrá un crecimiento “muy notable” en el segundo trimestre y la segunda mitad de 2021.

En el caso de España, el exministro de Economía y Competitividad recordó que la economía se ha visto muy golpeada por la pandemia como consecuencia de la estructura de la escala empresarial y de la importancia del turismo, aunque ha subrayado su confianza en un rebote “muy intenso” durante el resto del año. “Yo espero que el repunte sea muy intenso en España en el segundo trimestre y segunda mitad del año. En el caso europeo algo más moderado que en el caso español”, ha apuntado.

Debilitamiento

Guindos también advirtió de que existen algunos indicios de que se está produciendo un debilitamiento de la calidad crediticia en los balances de los bancos de la eurozona. “Ya hay algunas señales incipientes de debilitamiento de la calidad crediticia. Por ejemplo, el porcentaje de préstamos sujetos a mayor riesgo de crédito ha crecido significativamente y es probable que la calidad de los activos empeore una vez que se retiren las medidas de apoyo”, subrayó el ex ministro español durante su intervención en un acto organizado por la escuela de negocios IESE. “Calculamos que el 10% de los bancos más vulnerables pueden estar en peligro por riesgos de impagos”, añadió.