Cospedal llega a Líbano para visitar a las tropas

La ministra se reúne mañana con los 620 militares que patrullan la tensa «Línea Azul»

La ministra de Defensa aterriza en Líbano
La ministra de Defensa aterriza en Líbano

La ministra se reúne mañana con los 620 militares que patrullan la tensa «Línea Azul»

Novena misión que visita María Dolores de Cospedal desde que se hizo cargo del Ministerio de Defensa. A las 15:00 horas (14:00 en España) la ministra ha aterrizado en Beirut (Líbano) para mañana visitar al contingente más numeroso que España tiene desplegado en el exterior. En concreto, a los 620 efectivos desplegados en la base "Miguel de Cervantes"de Marjayoun como parte de la misión de la Fuerza Provisional de Naciones Unidas para Líbano (UNIFIL).

Cospedal viaja acompañada del comandante del Mando de Operaciones (MOPS), almirante Teodoro Esteban López Calderón, y de los portavoces de PP y Podemos en la Comisión de Defensa del Congreso, Ricardo Tarno y Juan Antonio Delgado, respectivamente. A lo largo de esta tarde, como previa a su visita al contingente, la ministra mantendrá una serie de encuentros, entre los que destaca la reunión con su homólogo libanés, Yacoub Sarraf.

Está previsto que la también número dos del PP se desplace mañana hasta la localidad de Marjayoun para, además de reunirse con las tropas, mantener un encuentro con el jefe del contingente español, general de brigada Aroldo Lázaro Sáenz, y con el responsable de UNIFIL, general irlandés Michael Beary. También se reunirá brevemente con el primer ministro libanés, Saad Hariri.

Esta será la novena misión que visita Cospedal desde que accedió al cargo. Previamente ha pasado ya por el Mediterráneo, Irak, Mali, Senegal, República Centroafricana, Gabón, Yibuti y Somalia.

En la actualidad, España contribuye a UNIFIL con 620 militares y guardias civiles. La mayoría pertenecen a la Brigada de Infantería Mecanizada "Guzman el Bueno X", aunque también hay efectivos de unidades recientemente incorporadas a su organigrama tras la reorganización del Ejército de Tierra, como del Regimiento de Infantería "Garellano 45"de Munguía (Vizcaya) o del Grupo de Caballería Acorazado "Almansa II/10"del Regimiento Acorazado "Córdoba X". Su misión sigue siendo la misma y consiste en garantizar la seguridad en el sector este, uno de los más inestables, pues además de lindar con Siria, también lo hace con las Granjas de Sheeba, reclamadas por Líbano y donde los enfrentamientos son una tónica. Para ello, patrullan la tensa "Línea Azul", la frontera entre Líbano e Israel que fijó la ONU en 2000. Lo hacen a pie, pero también desde los dos puestos de observación bajo responsabilidad española: el 9-64 y el 4-28. El fin es garantizar el cumplimiento de la resolución 1701 de la ONU, que entre otros exige el fin de las hostilidades, el desarme de todos los grupos armadas (incluido Hizbulá) y que no haya fuerzas armadas ajenas a la misión entre el río Litani y la "Línea Azul".

Desde que España inició su despliegue en Líbano, han pasado por esta misión cerca de 23.000 cascos azules españoles, los cuales han retirado unas 4.400 minas, realizado 646 proyectos de cooperación con las poblaciones locales y han dado atención sanitaria a más de 19.000 ciudadanos. España es uno de los 40 países que participan en la misión y que suman 10.578 cascos azules. En estos diez años y medio, han perdido la vida 14 militares españoles.

La ministra @mdcospedal aterriza en #Líbano donde visitará a los militares españoles destacados allí en #misióninternacional pic.twitter.com/Ykc8zpO4la