Distintos homenajes en el Día de la Memoria en el País Vasco

Las instituciones vascas han honrado hoy a las víctimas de la violencia en distintos homenajes que no en todos los casos han sido unitarios, ya que el PP y UPyD se han ausentado de alguno de ellos y han optado por celebrar sus propios actos de recuerdo con motivo del Día de la Memoria.

El Día de la Memoria se celebra en el País Vasco el 10 de noviembre por ser el único del calendario en el que no ha habido víctimas por actos terroristas. Fue conmemorado por primera vez en 2010, y desde el primer momento siempre ha provocado desencuentro entre los partidos e instituciones.

En esta ocasión las diferencias se han vuelto a producir. Así, en el Parlamento Vasco todos los grupos salvo el PP y UPyD se han sumado a esta convocatoria, secundada por PNV, PSE-EE y EH Bildu, a la que también ha asistido el lehendakari, Iñigo Urkullu, acompañado por los consejeros de su Gobierno.

Los populares y el único parlamentario de UPyD, Gorka Maneiro, han decidido no acudir a este acto de recuerdo, en el que se ha prendido un pebetero y se ha llevado a cabo una ofrenda floral, porque consideran que se ha desvirtuado su objetivo de honrar a los afectados por el terrorismo, al incluir a todas las víctimas de la violencia, también a las de abusos policiales.

Por ello, ningún representante del PP ha estado presente en la ofrenda floral de la Cámara autonómica, pero sí que han secundado el homenaje que se ha celebrado a escasos metros en las Juntas Generales de Álava, al que han asistido representantes de PP, PNV, PSE-EE, Bildu y Ezker Batua.

Los populares también han participado en el acto de la capital vizcaína, junto con concejales y junteros de PNV, EH Bildu y PSE-EE, del Ayuntamiento de Bilbao y de las Juntas Generales del territorio. En esta cita también han estado miembros del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV), como su presidente Juan Luis Ibarra, y el fiscal superior del País Vasco, Juan Calparsoro.

Asimismo, representantes institucionales del PP han protagonizado el acto convocado por la Diputación alavesa y el Ayuntamiento de Vitoria, ambos gobernados por los populares, en el que han estado el alcalde de la ciudad, Javier Maroto, y el diputado general de Álava, Javier de Andrés.

También se ha desplazado hasta el monolito en recuerdo a las víctimas del terrorismo, ubicado a la entrada de Vitoria, el delegado del Gobierno en el País Vasco, Carlos Urquijo. La presidenta del PP vasco, Arantza Quiroga, no ha podido asistir por una cuestión de índole personal.

Han presenciado este homenaje víctimas del terrorismo como la hermana de Jorge Díez Elorza, asesinado por ETA junto al socialista Fernando Buesa, o familiares del suboficial de la Guardia Civil Alfonso Parada, también muerto en un atentado de la banda terrorista.

En Guipúzcoa, las Juntas Generales y el Ayuntamiento de San Sebastián han conmemorado el Día de la Memoria con sendas ofrendas florales de las que también ha estado ausente el PP.

UPyD ha llevado a cabo un acto en solitario en el mismo lugar elegido por la Diputación alavesa y el Ayuntamiento de Vitoria, aunque a distinta hora. En él, Maneiro se ha comprometido a "seguir recordando la verdad de los hechos ocurridos, sin tergiversaciones ni manipulaciones".

Todos los actos institucionales han transcurrido en silencio y sin declaraciones institucionales, salvo el del consistorio de San Sebastián, tras el que el alcalde, Juan Carlos Izagirre, ha hecho público un extenso bando en el que asegura que "no se puede demorar por más tiempo la unidad de todas las fuerzas políticas".

En el citado bando, Izagirre ha anunciado que ha encargado un estudio a "expertos independientes"que servirá como "primera base"para elaborar el "Mapa de la memoria de la violencia en Donostia".

Por su parte, el Colectivo de Víctimas del Terrorismo del País Vasco, Covite, ha aprovechado esta jornada para acudir al Parlamento Europeo (PE) a entregar a los eurodiputados españoles un informe que explica los "peligros"que supone para la Unión Europea (UE) la presencia de la izquierda abertzale en las instituciones.

Precisamente, la secretaria general del PSE-EE, Idoia Mendia, se ha dirigido a la izquierda abertzale a través de un artículo publicado en la web de su partido, en el que advierte de que el reconocimiento de responsabilidades y el acercamiento a las víctimas del terrorismo no puede "limitarse a una ofrenda floral o a un "descomprometido 'lo siento' -ha dicho-".