Política

ERC avisa de que habrá consulta con o sin autorización

Junqueras, ayer, en el Forum de Barcelona
Junqueras, ayer, en el Forum de Barcelona

Una vez que ha conseguido llevar a Artur Mas a un callejón sin salida, ERC no está dispuesta a levantar el pie del acelerador y los independentistas ya han dejado claro que la consulta soberanista se celebrará diga lo que diga el Gobierno y al margen de que se considere ilegal. «Se creen que amenazándonos nos desincentivan para votar», ironizó ayer mismo el líder de ERC, Oril Junqueras, para quien la firmeza del Ejecutivo de Mariano Rajoy frente al desafío soberanista es «una fábrica de independentistas».

Pero la formación republicana no está sola en esta huida hacia delante, el sector más soberanista de CiU está decidido también a mantener el pulso y celebrar la votación sea como sea, una postura que si el Gobierno no cede, puede abrir una brecha en el seno de Convergencia.

El presidente de ERC advirtió ayer a PP y PSOE de que las «amenazas» de veto a la consulta no amedrentan a los partidarios del proceso soberanista en Cataluña. Durante un acto ante más de 4.000 personas en el auditorio del Forum de Barcelona, aseguró que la postura del Gobierno cohesiona el soberanismo y es una «oportunidad extraordinaria» para ganar partidarios de la independencia, informa Ep. «Cuando nos amenazan nos cohesionan; cuando nos amenazan nos hacen más fuertes», sentenció en alusión al Ejecutivo central.

Junqueras avaló la pregunta pactada finalmente para la consulta, después de que el pasado jueves dijera que no era la deseada por ERC: «La pregunta que tenemos es mucho mejor que la que nosotros proponíamos, porque somos muchos en defenderla», rectificó en alusión a la unidad demostrada por CiU, ERC, ICV-EUiA y la CUP.

«Ganaremos»

El líder republicano dijo que la cita con las urnas sitúa al independentismo ante una oportunidad histórica para lograr un Estado y se mostró convencido de que el doble «sí» se impondrá en la consulta. «Ganaremos», exclamó eufórico, aunque vaticinó que habrá dificultades en el camino a la consulta. «No nos quieren dejar votar», se quejó.

Quizá por aquello de cerrar filas hizo un llamamiento a militantes y simpatizantes de su partido a no percibir a CiU, ICV-EUiA y CUP como rivales, sino como «compañeros, camaradas, amigos y compatriotas». Junqueras aseguró que PP y PSOE quieren impedir la consulta porque «son incapaces de amar a la gente».

ERC presentó un vídeo para promocionar la consulta, con el lema «Votar es democracia», en el que aparecen Mahatma Gandhi, Martin Luther King y el recientemente fallecido Nelson Mandela. Al acto acudieron, entre otros, el productor televisivo y ex integrante de la Trinca Josep Maria Mainat, la escritora Empar Moliner, el actor Juanjo Puigcorbé, el juez Santiago Vidal y la cocinera Ada Parellada. Puigcorbé cargó contra el PSOE por no recoger el derecho a decidir en la reforma constitucional que plantea, mientras que Mainat expresó su «rabia» por que el PSC no haya respaldado el acuerdo sobre la fecha y la consulta.

Junqueras estuvo arropado por la plana mayor de su partido, por diputados de ERC en el Parlament y en el Congreso y por el ex miembro del PSC Ernest Maragall; los críticos del PSC Toni Comín y Fabián Mohedano; el ex presidente de ERC Joan Puigcercós y los ex consellers Josep Huguet y Joan Manuel Tresserras.Los asistentes corearon consignas a favor de la independencia y vitorearon a Junqueras con gritos de «Oriol president, Catalunya independent».