Los diputados provida abandonarán el Pleno durante la votación

La Razón
La RazónLa Razón

La reunión de la semana pasado que mantuvo el grupo popular en el Congreso con varios de los diputados que siempre han mostrado su rechazo a la «ley Aído» no alcanzó un acuerdo entre las partes, ya que, como indica Javier Puente, diputado por Cantabria y portavoz de Telecomunicaciones: «Si se mantiene el artículo 14 tal como lo recoge la actual norma, se acepta que el aborto es un derecho porque permite que la madre, libremente, pueda interrumpir su embarazo durante las primeras catorce semanas». Éste es uno de los motivos que lleva a este parlamentario a no apoyar la reforma que hoy llega al Congreso y que sólo busca «cambiar la titularidad de ese derecho», insiste Lourdes Méndez, diputada por Murcia. Se refiere a la modificación del artículo que permite que las menores de 16 años aborten sin el consentimiento de sus progenitores. Éste es el único cambio que el Gobierno planea modificar, porque desde el Ejecutivo insisten en que la ley de plazos de 2010 no recoge que la interrupción del embarazo sea un derecho, como afirmó ayer en una entrevista a «Onda Cero» el ministro de Justicia, Rafael Catalá.

Tanto Puente como Méndez, junto a José Eugenio Azpiroz, acudirán al debate que comenzará por la tarde y barajaban dos formas de oponerse a la reforma: abstenerse en la votación o abandonar el hemiciclo. Tras varias reuniones, los diputados han decidido abandonar el Pleno. Lo que no saben es si la elección de la fórmula puede modificar la cuantía de la sanción porque los tres son conscientes y tienen claro que van a ser amonestados, «como ya ha ocurrido en otras ocasiones», afirma Puente, que está sorprendido por el revuelo que ha generado su no votación «en conciencia». El popular asegura que «estamos muy contentos con la gestión económica que se está haciendo desde el Gobierno, pero no en lo que se refiere al aborto».

Los tres diputados que esperan que, al final, consigan más apoyos de último momento, consideran que están siendo coherentes con la posición que mantuvo el Partido Popular cuando se planteó ante el Tribunal Constitucional el recurso a la ley que el Partido Socialista aprobó en 2010 y que, además «es la que se recoge en los estatutos del Partido Popular», insiste la diputada por Murcia.

Por su parte, el secretario de Estado de Relaciones con las Cortes, José Luis Ayllón, quiso quitar valor a la postura de estos diputados, ya que ayer afirmó que «son menos» de lo que parece y se mostró convencido de que la norma saldrá adelante con el apoyo prácticamente unánime del grupo. «Se trata de un pequeño grupo», apuntó. «Yo creo que no se va a dar una imagen de división».

A la votación no va a acudir el presidente del Gobierno porque no es un debate extraordinario.