El exala-pívot Dennis Rodman con uno de sus estrafalarios atuendos. Ap
El exala-pívot Dennis Rodman con uno de sus estrafalarios atuendos. Ap

La vida de Dennis Rodman: baloncesto, “drag queens”, sexo y excesos

Protagonista de cuatro libros de memorias, varios documentales y ahora también de los dos últimos episodios de “The Last Dance”

Los dos últimos episodios de “The Last Dance”, el documental sobre el último año de vida de Michael Jordan y su trayectoria con los Chicago Bulls, han dado paso a la controvertida de Dennis Rodman.

“El Gusano”, como se le conoce dentro de las canchas, se ha convertido en uno de los personajes más polémicos de la NBA por su carácter explosivo y su vida extravagante.

Dennis Rodman canta el "Cumpleaños feliz» al líder norcoreano Kim Jong U

No tuvo una infancia fácil. Desde niño sufrió bullyng y a los 18 años su madre le echó de casa porque no hacía nada en la vida. “Viví como pude”, reconoce en el documental. “Mi madre conducía autobuses escolares y se cansó de mí. Pasé dos años en la calle dando tumbos, durmiendo donde podía, en el jardín de mis amigos, donde fuera. Podía haber sido traficante. Podía haber terminado en la cárcel o muerto. Pero comencé a ir al gimnasio y me empezó a gustar el baloncesto”, revela.

Imagen de Dennis Rodman y Madonna

Poco a poco comenzó a destacar en el baloncesto. Llegó a los Pistons con 25 años y poco a poco fue cambiando su estilo. Lideró la NBA en rebotes durante siete temporadas.

En “The Last Dance”, Rodman explica en qué consistíab sus entrenamientos hasta la madrugada para aumentar la capacidad de reacción ante los fallos de los rivales. Fundamental si quería vencer a Jordan. “Eran las Jordan Rules, si Michael cogía la línea de fondo, le tirábamos al suelo. Le íbamos a pega. Ese equipo era como uno de hockey, la gente nos quería ver pelear”.

La marcha de Chuk Daly supuso otro cambio en la vida de Rodman. En febrero de1993 le encontraron en un coche dormido y ataviado con un rifle. El jugador sufrió una crisis emocional que estuvo a punto de llevarle al suicidio. Un detalle que aparece en sus memorias “Bad as I Wanna Be”. Los Pistons deciden cederle al SAn Antonio Spurs y allí resurge. Comenzó su relación con Madonna a quien llegó a ofrecer 20 millones de dólares por tener un hijo con ella y su estilo cambió. “Comencé a ser libre”.

POLÉMICA VISITA. El ex jugador de la NBA Dennis Rodman volvió ayer a Corea del Norte con motivo del cumpleaños del dictador, «y amigo al que quiere», acompañado de otros baloncestistas

Más tarde pasaría a los Bulls de Jordan que lo ficharon y con los que ganó dos anillos. Ese año pidió vacaciones para irse a Las Vegas con Carmen Electra. Le concedieron 48 horas. Un viaje que terminó mal con Jordan buscándole en el hotel y Electra escondida bajo el edredón. “Llamaron a la puerta y era Michael Jordan... Y me escondí detrás del edredón”, bromea Carmen Electra. “Fueron más de 48 horas de juerga. Muchas más. Era peligroso ‘profesionalmente’ ser la pareja de Dennis en ese momento”, reconoce. Se casaron en Las Vegas y se separaron un año más tarde.

La modelo y actriz formaba parte de las más de 2.000 mujeres con las que Rodman confiesa haber estado, 500 de ellas, prostitutas. forma parte de un gran curriculum amoroso de un Rodman que se ha jactado de haber estado “con más de 2.000 mujeres durante mi carrera deportiva de las cuales al menos 500 no eran prostitutas”. Electra aprovechó la emisión del documental para conceder una entrevista a ‘Los Angeles Times’ en la que recuerda aquella temporada junto al jugador de los Bulls. “Un día que el equipo le había dado el día libre, Dennis dijo que tenía una sorpresa para mi. Me vendó los ojos, me subió a su moto y cuando me quitó la venda estábamos en el centro de entrenamiento de los Bulls”, afirma Electra. “Fue una locura. Éramos como dos niños en una tienda de caramelos. Tuvimos sexo en todo el maldito lugar. En la sala de recuperación, en la sala de las pesas, en la cancha...”.

Amigo de Kim Jong-un

Si curiosas eran sus relaciones amorosa, mucho más la que mantiene con el dictador norcoreano Kim Jong-un. Rodman ha llegado a ser mediador entre el país asiático y el presidente Trump.