Malú y Albert Rivera: "Ella es la jefa, como Madonna"

MIguel Ángel Bargueño publica «Toda», la biografía no autorizada de la cantante en la que desvela la personalidad de la pareja de Albert Rivera

  • Malú
    Malú /

    Cristina Bejarano

Tiempo de lectura 4 min.

15 de junio de 2019. 11:15h

Comentada
Beatriz Pascual.  15/6/2019

ETIQUETAS

Existen muchas formas de enfrentarse a la tarea de escribir sobre Malú. Miguel Ángel Bargueño ha seguido desde siempre a la artista, nacida en el seno de una familia con duende (es hija de Pepe de Lucía, hermano del inolvidable guitarrista). Apenas ha dejado traslucir su vida privada y aún menos quién ocupa su corazón. Su única relación conocida fue la que mantuvo con Gonzalo Miró. Tras la ruptura cayó el silencio. Siguió con su carrera y una lesión de tobillo la apartó temporalmente del escenario. Todo transcurría dentro de la normalidad hasta que una revista publicó el bombazo de que su nueva pareja era Albert Rivera, líder de Cs. Desde ese momento apenas se la ha visto y ambos han tratado de despistar a los fotógrafos. Hace una semana exactamente una reportera los fotografiaba en un centro comercial cercano al domicilio de la cantante. Su vida hoy está en el ojo del huracán

–¿Por qué sigue a Malú desde sus comienzos?

–Porque me dedico desde el año noventa al periodismo de información musical. He seguido no solo a Malú, sino a todos los cantantes de España y de fuera. Ha sido un interés profesional que, además, me ha permitido seguir su evolución y de momentos importantes de su carrera.

–¿Qué le empujó a escribir su biografía?

–Sobre todo que ella estaba en un paréntesis de su carrera por la lesión en el tobillo que le obligó a suspender la gira. Me pareció que con todos los fans que tiene había que aprovechar esa pausa, mirar hacia atrás y contar su trayectoria. Si el libro lo hubiera escrito hace diez años en este momento terminaría la primera parte y empezaría con la segunda.

–¿Por qué no una biografía autorizada?

–No autorizada significa que ella no ha participado. No lo ha hecho porque no se lo he pedido. Como conocedor de lo celosa que es de su intimidad y viendo que se había apartado de los focos me parecía que era improductivo, era perder el tiempo.

–¿Cómo cree que llevará ser portada de las revistas?

–Lo ve como un terreno que es ajeno por el que no tiene que pasar. No se ve en esa tesitura y nunca lo ha necesitado: ha llegado a lo más alto sin necesidad de contar su vida privada.

–En una ocasión dijo que la política no tenía nada que ver con ella... Quizá hoy no piense lo mismo tras conocerse su relación con Albert Rivera.

–No lo sé. Al final el corazón nos lleva a todos los seres humanos por caminos imprevistos. Hasta ahora hemos visto que ha puesto mucho énfasis en esa discreción.

–¿Por qué se la conoce como «La Jefa»?

–Porque es una mujer con carácter, que ha conseguido ser dueña de su carrera y que la dirije con pulso firme. Es un poco como las grandes divas de la música internacional que también son así, Madonna es el mejor ejemplo, una mujer que es dueña de su destino y que lleva su carrera por dónde ella quiere y eso lo reconocen sus fans.

–Uno de los motivos por los que dice haber escrito la biografía es para que «tanto usted como sus fans quedáseis satisfechos»... ¿Lo está?

–Sí, porque creo que he conseguido lo que pretendía que era abordar su carrera profesional.

–¿Ha habido algún tipo de reacción por parte de ella?

–De momento no, creo que es un libro que le puede gustar, aunque no sea un libro complaciente ni hecho a medida, pero tampoco es conflictivo. Soy periodista musical, y del mismo modo que he escrito otras biografías no contiene nada que le pueda molestar. Cuando ha hecho cosas buenas lo pongo de manifiesto y cuando se ha podido equivocar, que tras su larga trayectoria es lo más normal, también.

–Después de tantos años, ¿cómo diría que es como persona?

–Hay que partir de la base de que ella procede de una saga de artistas que son conocidos solamente por su faceta musical. Se ve a sí misma en ese perfil de artista que ha hecho que no contemple la necesidad de contar su vida privada: considera que es cantante y nada más. En alguna ocasión le he preguntado el por qué de tanto hermetismo, pero siempre me ha asegurado que su vida no era nada interesante. Es muy ambiciosa –en el buen sentido– con su carrera y quiere dar todo lo que lleva dentro y al final se ha volcado en esa faceta.

–¿Cómo llevó estar a la sombra de artistas como eran su tío, su padre o el mismo Alejandro Sanz?

–Para ella es un orgullo pertenecer a esa saga, lo ha llevado siempre a gala. Tiene su propia carrera, un estilo de música bastante personal en el que mezcla flamenco, con pop y ese estilo vocal que heredó de artistas que admiraba de los 90 junto con el rock que recibió de su hermano y que hace que sus conciertos sean tan cañeros. Ella ha conseguido un estilo muy personal y poco a poco ha ido tomando las riendas.

Malú y Albert Rivera: "Ella es la jefa, como Madonna"

«Toda»

Miguel Ángel Bargueño

LIBROS CÚPULA

227 páginas,

14,90 euros

Últimas noticias