Marruecos

La Razón
La RazónLa Razón

Días atrás, algunos de los eurodiputados que tienen que ratificar el nuevo Acuerdo de Asociación con Marruecos han logrado obstaculizar el proceso pidiendo aclaraciones a los servicios correspondientes de la Comisión Europea sobre las exportaciones al mercado comunitario de productos agrarios procedentes del antiguo Sáhara español. Este hecho ha sido bien acogido en medios agrarios españoles, que solicitan al Parlamento Europeo que no ratifique el citado Acuerdo, algo que ya ha hecho el Consejo de Ministros. En circunstancias normales, el Gobierno de Rabat hubiese puesto el grito en el cielo, tanto en público como en privado. Sin embargo, han dado la callada por respuesta. Según expertos que siguen muy de cerca lo que sucede en este país, se debe a que sus autoridades tienen ahora mismo otras preocupaciones, entre las que destaca el posible contagio de lo que ya ha sucedido en Túnez y en Egipto. Ayer tuvieron lugar las primeras manifestaciones, y eso que el Gobierno ha decidido aumentar el llamado fondo de compensación, mediante el que se conceden ayudas económicas para que los precios de los productos alimenticios no suban mucho y evitar el malestar de la población. Sin embargo, por lo que se ha podido comprobar, no ha sido suficiente. Toca seguir de cerca los acontecimientos en Marruecos. España se juega mucho.