La enfermedad periodontal aumenta el riesgo de diabetes gestacional en las embarazadas

La enfermedad periodontal aumenta el riesgo de diabetes gestacional en las embarazadas
La enfermedad periodontal aumenta el riesgo de diabetes gestacional en las embarazadas

Las mujeres embarazadas con enfermedad periodontal afrontan un mayor riesgo de desarrollar enfermedad gestacional incluso si no fuman o beben, según un estudio de la Universidad de Nueva York en Estados Unidos que se publica en la revista «Journal of Dental Research». El descubrimiento subraya la importancia de que las mujeres embarazadas, incluso aquellas sin otros factores de riesgo, mantengan una buena salud oral. El estudio, dirigido por Ananda P. Dasanayake, eliminó el tabaquismo y el consumo de alcohol entre un grupo de 190 mujeres embarazadas en Sri Lanka, donde una combinación de tabús culturales y la pobreza impide a las mujeres fumar y beber. Los descubrimientos apoyan un estudio anterior de Dasanayake que halló evidencias de que las mujeres embarazadas con enfermedad periodontal eran más propensas a desarrollar diabetes gestacional que aquellas con encías sanas. Ese estudio, que siguió a 256 mujeres del Centro Hospitalario Bellevue de Nueva York en sus seis primeros meses de embarazo, mostró que 22 de las mujeres desarrollaron diabetes gestacional. Aquellas mujeres tenían niveles significativamente elevados de bacterias periodontales e inflamación en comparación con las otras mujeres del estudio. Más de una tercera parte de las mujeres del nuevo estudio, desarrollado a lo largo de un año, dijeron tener encías sangrantes cuando se cepillaban los dientes. Las mujeres pasaron por un examen dental y una prueba de glucosa, que se utiliza para detectar la diabetes gestacional. Según señala Dasanayake, las mujeres que tenían las mayores cantidades de sangrado en sus encías también tenían los niveles más elevados de glucosa en sangre. El investigador explica que esperaba que los datos finales mostraran que entre el 20 y el 30 por ciento de las mujeres habían desarrollado diabetes gestacional. La diabetes gestacional se caracteriza por una incapacidad para transportar la glucosa, la principal fuente de energía del organismo, a las células durante el embarazo. El trastorno suele desaparecer al finalizar el embarazo pero las mujeres que han tenido diabetes gestacional tienen un mayor riesgo de desarrollar más tarde la forma más común de diabetes, la diabetes tipo 2. «Además de su posible papel en los partos prematuros, la evidencia de que la enfermedad de las encías podría contribuir a la diabetes gestacional sugiere que las mujeres deberían ver a un dentista si planean quedarse embarazadas y después de conseguirlo. El tratamiento de la enfermedad de las encías durante el embarazo es seguro y eficaz para mejorar la salud oral de las mujeres y minimizar los posibles riesgos», concluye Dasanayake.