Brexit caótico: un salto a lo desconocido

Un Brexit caótico obligaría a los españoles a viajar a Reino Unido con pasaporte y sin tarjeta sanitaria europea y volver a pagar el «roaming» al utilizar su móvil

Aviones de British Airways son fotografiados en el aeropuerto de Heathrow, Londres
Aviones de British Airways son fotografiados en el aeropuerto de Heathrow, Londres

Un Brexit caótico obligaría a los españoles a viajar a Reino Unido con pasaporte y sin tarjeta sanitaria europea y volver a pagar el «roaming» al utilizar su móvil

Un Brexit caótico obligaría a los españoles a viajar a Reino Unido con pasaporte y sin tarjeta sanitaria europea y volver a pagar el «roaming» al utilizar su móvil

Ciudadanos

Incertidumbre para los 150.000 españoles que residen en Reino Unido

La Comisión Europea afirma que está «poniendo los derechos de los ciudadanos en primer lugar» en su Plan de Acción de Contingencia para un escenario de «no acuerdo». Pero el nivel de detalle en las doce páginas del documento es inevitablemente bajo en comparación con el acuerdo de salida de casi 600. Hace un llamamiento a los países de la UE para que sean «generosos» y «pragmáticos» a la hora de conceder la residencia temporal a los ciudadanos británicos que ya viven en el bloque el día de la salida. Los ciudadanos de Reino Unido deberían estar exentos de visado.

España tiene la mayor comunidad de inmigrantes británicos en la UE (300.000). Tanto el Gobierno español como la embajada británica instan a los británicos que viven aquí a que se registren ante las autoridades españolas. En su plan de contingencia, el Gobierno de Pedro Sánchez promete garantizar a los británicos los derechos existentes en un escenario sin acuerdo, siempre y cuando los 150.000 residentes españoles reciban el mismo trato en Reino Unido. Madrid y Londres han estado trabajando en un tratado bilateral para preservar el derecho de voto local de los británicos después de la salida de Brexit.

Economía

El PIB caería 9.000 millones de euros en cinco años

El crecimiento de la economía española retrocedería un 0,82% en cinco años, es decir, en torno a 9.000 millones de euros, si Reino Unido sale de la UE sin acuerdo, a razón de entra una y dos décimas al año, según las estimaciones del Banco de España a partir del modelo trimestral del organismo. En el documento «Brexit, balance de situación y perspectivas», se recogen los efectos del divorcio sobre la economía española y concluye que los costes para España podrían ser «significativos», dependiendo del escenario, aunque «no desmesurados».

En el peor de los casos, el 70% del retroceso del 0,82% del PIB se produciría por las consecuencias directas en el comercio bilateral con Reino Unido, mientras que el 30% restante vendría explicado por el efecto en el resto de los socios comerciales de la UE. Además, el Banco de España estima que un escenario sin acuerdo aceleraría los efectos a los primeros años, de modo que en el tercer año tras el divorcio se habría producido ya más del 80% del coste total en España, frente al 60% en el caso de que la salida se produzca con un acuerdo comercial. El mayor efecto se encontraría en las exportaciones, con un impacto acumulado que supondría una reducción del 2,6% en cinco años.

Sanidad

Peligro de desabastecimiento de medicamentos

La situación podría ser más preocupante para las personas que dependen de un tratamiento médico. Las autoridades británicas pidieron a las empresas farmacéuticas que hagan reservas adicionales para seis semanas, además de las de tres meses que ya tienen establecidos. Esto debería permitir cubrir interrupciones de corto plazo por el bloqueo de las aduanas. Renegociar los acuerdos comerciales con la UE podría retrasar el acceso a fármacos desarrollados en Reino Unido. Igualmente, las islas ya no podría acceder a los bancos de esperma europeos. Los establecimientos británicos deberán desarrollar nuevos acuerdos y podrían tener que recurrir a las importaciones.

Los ciudadanos de la UE ya no podrán acceder a la asistencia sanitaria en Reino Unido con la tarjeta sanitaria europea. Bruselas recomienda a los viajeros que consulten con el organismo proveedor de su seguro de enfermedad si reembolsa los gastos por urgencias médicas en un país no perteneciente a la UE. «En caso negativo, convendría que considerase la posibilidad de contratar un seguro privado de viaje», asegura el Ejecutivo comunitario. Los británicos tampoco podrán beneficiarse de las ventajas de la tarjeta sanitaria europea tras el Brexit.

Transportes

Las aerolíneas británicas perderían la licencia para volar a la UE

Los aviones británicos perderían la licencia para volar a los países de la UE en caso de que se produzca un Brexit caótico. La más afectada sería British Airways, a cuya matriz pertenece Iberia. Bruselas ha dado hasta finales de septiembre a Iberia y AIG para que ajusten su accionariado y demuestren que siguen siendo europeas tras el Brexit.

Para evitar el caos en los aeropuertos y no dejar al país aislado del continente, las autoridades europeas alcanzaron en febrero un acuerdo preliminar para permitir los vuelos entre Reino Unido y Europa. Sin embargo, las aerolíneas británicas no podrían realizar enlaces entre dos ciudades europeas.

Del mismo modo, para suavizar las perturbaciones en los servicios del tren de alta velocidad Eurostar que une el Canal de la Mancha, la Comisión Europea adoptó una propuesta que permite garantizar la continuidad del transporte de pasajeros y el flete comercial. Un informe confidencial del Gobierno británico, publicado por el «Financial Times», considera que si las autoridades francesas deciden llevar a cabo controles de pasaportes más rigurosos a los británicos se formarían largas colas que podrían afectar a hasta 15.000 pasajeros al día.