Francia propondrá una resolución de la ONU para destruir barcos de traficantes

Francia tiene previsto proponer una resolución en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidos para llevar a cabo una operación que permita destruir en puerto las embarcaciones que usan las mafias para trasladar a los inmigrantes, anunció hoy el presidente francés, François Hollande.

Ese tipo de operación "sólo se puede hacer en el marco del Derecho internacional, es decir, de una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU", añadió.

"Francia tomará la iniciativa junto con otros", dijo Hollande, que recordó que el Reino Unido también es, como Francia, miembro permanente del Consejo de Seguridad de la ONU, y que comparte esa misma voluntad.

El presidente francés ha explicado que la idea se enmarca en las decisiones tomadas hoy en la cumbre extraordinaria dedicada a buscar respuestas a la crisis migratoria y que la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, deberá "presentar opciones"sobre la manera de llevarla a la práctica.

El objetivo es "que los navíos usados por los traficantes puedan ser eliminados de manera que el tráfico no pueda ser impulsado por las operaciones de salvamento marítimo".

Hollande explicó además que hablará de esta idea el viernes con el presidente ruso, Vladimir Putin, con motivo de un viaje a Armenia que inicia esta misma noche.

Añadió que le explicará las razones que llevan a la Unión Europea (UE) a reclamar esa operación, y que dejará bien claro que el objetivo no tiene nada que ver con una intervención.

"Toda idea de intervención sería la manera de condenar una resolución", ha considerado Hollande.

El presidente francés ha considerado "satisfactorios"los compromisos anunciados en la cumbre y ha subrayado que hace falta modificar la política de asilo vigente.

"No es concebible que sean siempre los mismos (los que acogen a refugiados). La Comisión Europea debe presentar propuestas para que se pueda dar una contribución por país", ha dicho.

La carga "debe ser compartida", y no se debe decidir de manera voluntaria, según Hollande.

En ese contexto, ha explicado que Francia se ha comprometido a acoger de 500 a 700 refugiados sirios.