El “padre coraje” critica el “desastre” de la investigación sobre su hijo asesinado

Francisco Holgado, conocido como el “padre coraje”, ha criticado el “desastre” policial y judicial en la investigación sobre la muerte de su hijo Juan, asesinado en el atraco a una gasolinera de Jerez de la Frontera (Cádiz) en 1995, una causa que ha sido ahora archivada por la Audiencia Provincial de Cádiz.

“Lo han hecho mal desde el principio. La Policía no ha investigado nada, se han quitado el caso de encima como han podido. Ha sido un desastre policial”, denunció Francisco Holgado en declaraciones a Efe.

A pesar del nuevo archivo del caso, Francisco Holgado ha dicho que va a seguir luchando para que se esclarezca quién mató a su hijo, que tenía 26 años, y que su abogado “está trabajando” para decidir si se recurre la decisión de la Audiencia de Cádiz ante el Tribunal Constitucional.

También está pendiente un recurso que presentó ante el Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo.

En noviembre de 2015 la Guardia Civil analizó una huella dactilar hallada en la escena del crimen y llegó a la conclusión de que correspondía a un toxicómano y pequeño delincuente de Jerez conocido como “El Gata”, que había muerto en 2006.

Sin embargo, Holgado cree que si “El Gata” tuvo que ver con el crimen de su hijo, no actuó solo y hay más personas implicadas y ha asegurado que aún hay “ocho o nueve huellas sin identificar” entre las pruebas que se conservan, por lo que mantiene la esperanza de que el caso avance y espera que “se siga trabajando” en él.

La identificación de uno de los supuestos autores del crimen se produjo justo cuando se iban a cumplir veinte años del asalto a la gasolinera en el que fue asesinado Juan Holgado, ocurrido en la madrugada del 22 de noviembre de 1995, y sirvió para que el titular del juzgado de instrucción número 3 reactivara el sumario, ahora archivado de nuevo.

Por ultimo, Holgado elogió el trabajo de la Guardia Civil, “los únicos que han conseguido averiguar a quién correspondía” una de las huellas y ha ofrecido su apoyo “a todas las víctimas que hayan sufrido algo similar”.

Francisco Holgado, de 74 años, es conocido como el “padre coraje” por la perseverancia con la que ha seguido durante estos años la investigación del crimen de su hijo, lo que le llevó incluso a infiltrarse en ambientes marginales de Jerez para encontrar al asesino.