El llamamiento firme a la movilización por la inclusión protagoniza el Día de la Discapacidad

El alcalde de Valladolid y la consejera de Familia llaman a la reflexión y visibilización de estas personas

La consejera de Familia, Alicia García, participa en un partido de baloncesto en silla de ruedas en Valladolid
La consejera de Familia, Alicia García, participa en un partido de baloncesto en silla de ruedas en Valladolid

La celebración del Día de la Discapacidad en Castilla y León estuvo marcado por el llamamiento firme a la movilización por la inclusión de este colectivo. Así quedó reflejado en los diferentes actos celebrados a lo largo de toda la Comunidad.

En este sentido, el Ayuntamiento de Valladolid se unió a esta fecha, con la colaboración de su Consejo Municipal de Personas con Discapacidad, para llamar la atención y movilizar apoyos relativos a la inclusión de estas personas, y su alcalde, Óscar Puente, recordó que es necesario reflexionar sobre esta problemática para reivindicar su igualdad y visibilizar a este grupo, que en la ciudad supone el 7,5 por ciento de sus habitantes.

También el consistorio leonés sirvió de altavoz para las necesidades del colectivo que, bajo el lema «Todos somos iguales, todos somos diferentes», unió a los sectores más importantes de la capital para pedir la plena integración social de estas personas.

Asimismo, la consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades, Alicia García, anunció que su departamento desarrollará un reglamento de eliminación de barreras «al máximo nivel» y en el que el deporte «también tenga cabida» para «seguir avanzando en atención, derechos y autodeterminación.

El tercer sector se volcó con la celebración con numerosas actividades, como la llevada a cabo por la Asociación de personas con discapacidad física del Bierzo (Ambi) que organizó una jornada que llevó al concejal de Movilidad de Ponferrada, Ricardo Miranda, a vivir en carne propia las dificultades que aún tiene el colectivo a la hora de circular.

Por su parte, las universidades de Burgos, Salamanca, León y Valladolid, miembros de la Red de Servicios de Apoyo a Personas con discapacidad en las entidades académicas superiores, lanzaron la campaña #masQservicios para poner en valor a las universidades como «motor de cambio para lograr una sociedad más inclusiva, tolerante, accesible y transparente».

Finalmente, las Cortes autonómicas quisieron poner su granito de arena por lo que sobre su fachada se proyectó una imagen simbólica en representación de esta conmemoración social.