Política

Barcelona urbanizará los entornos de la Sagrera a la espera de la estación

Las obras dependerán del gobierno municipal que salga de las próximas elecciones

Imagen virtual de la futura calle Berenguer de Palau
Imagen virtual de la futura calle Berenguer de Palau

El próximo gobierno municipal será el encargado de llevar a cabo las obras

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, no las tiene todas consigo de cara a las elecciones municipales e intenta apurar cada día que le resta de mandato. Incluso con brindis al sol como la urbanización del entrorno de la Sagrera, que dependerá enteramente del próximo gobierno municipal. La comisión de gobierno municipal, en cualquier caso, ha dado luz verde al proyecto a la urbanización, a partir de septiembre, las calles Gran de la Sagrera, Garcilaso y Berenguer de Palou. En total, más de 20.000 metros cuadrados que también incluyen la apertura de dos viales de conexión para peatones, uno en la calle de Josep Estivill, así como carriles bici, zonas de estancia, arbolado y mobiliario urbano.

Así las cosas, el proyecto tiene un presupuesto de 6,9 millones de euros, en su mayor parte (5,14 millones) obtenidos de los aprovechamientos urbanísticos obtenidos por la construcción de viviendas en el Entorno Sagrera. Las obras ya están licitadas y la previsión es comenzarlas después del verano para que estén terminadas el primer trimestre de 2021.El anuncio de la urbanización del entorno de la estación llega después de que Fomento haya reactivado las obras de la infraestructura de la Sagrera, con la previsión de tenerla terminada a finales de 2020.

La teniente de alcalde de Urbanismo, Janet Sanz, recordó que desde hace más de una década los vecinos de este entorno están «sufriendo las molestias de unas obras que no se acaban nunca» y ha asegurado que el objetivo de esta actuación y del esfuerzo municipal es hacer de este ámbito, afectado «un espacio donde hacer vida de forma digna».

Uno de los puntos que se urbanizará será la calle Gran de la Sagrera, que tendrá tres carriles de circulación, dos en sentido norte y uno en sentido sur, y un carril bici en la calzada; y también la calle de Berenguer de Palou, que se renovará completamente. La bici también tomará protagonismo en todo este entorno de la Sagrera con carriles que facilitarán los desplazamientos por el interior.

La teniente de alcalde y concejala de Sant Andreu Laia Ortiz, que compareció junto a Sanz para explicar estas novedades, destacó que el proyecto incluye la recuperación de la Font del Gaig, retirada en 2001 y reclamada por los vecinos que la consideran un icono del barrio de la Sagrera. Esta fuente de piedra es obra del arquitecto Antoni Rovira i Trias y estaba ubicada desde 1865 cerca del Rec Comtal. Ortiz explicó que la fuente ha sido rescatada y se rehabilitará.