Cervera dice que nunca se reunió con el Bigotes y apunta a Presidencia

La Razón
La RazónLa Razón

El exconseller de Sanidad y ex diputado nacional, Manuel Cervera, negó ayer que tuviera conocimiento de los contratos que realizó su Conselleria con Orange Market y otras empresas afines.

Cervera acudió al Tribunal Superior de Justicia a declarar en la pieza quinta de la rama valenciana de la trama Gürtel que investiga los contratos de las administraciones públicas con empresas de la trama, y en la que está imputado.

Cervera, que estuvo en el TSJ durante unas dos horas, fue parco en palabras a la salida y tan solo señaló que todas las adjudicaciones de su Departamento fueron legales.

Dijo estar contento con su declaración e hizo hincapié en que lo había contestado todo. Además, sí añadió que «la Conselleria tenía órganos reguladores dentro y fuera para controlar que las contrataciones fueran legales».

No se quiso extenderse más en ese punto y no dio más explicaciones. Repitió constantemente que había contestado a todas las preguntas.

Por su parte, el letrado de la acusación popular, ejercida por el PSPV Vicent Mascarell, afirmó que el exconseller Cervera «lo ha negado todo, y ha sostenido que nunca se ha reunido con Álvaro Pérez en su despacho y que nunca ha participado en ninguna contratación».

Preguntado este letrado sobre si el exconseller había señalado al expresidente de la Generalitat Francisco Camps como la persona que contrataba directamente, indicó que no. «No ha venido a decir eso. Ha citado a Presidencia -de la Generalitat-, pero apuntó que en su Conselleria no saben quién contrataba». El letrado explicó que la alusión a Presidencia había sido más bien genérica, como una instancia muy grande de la que llegaban indicaciones y no se sabía muy bien quién las daba. Lo bien cierto es que no responsabilizó al presidente Camps.

Cervera, quien fue cabeza de lista por Castellón en las últimas elecciones generales, abandonó su escaño en el Congreso de los Diputados el pasado 30 de agosto y anunció que dejaba la política por «motivos personales y profesionales».

Además de Cervera fueron citados a declarar este mes como testigos cinco ex altos cargos de la Conselleria de Sanidad, entre ellos el director general de Farmacia; el de Calidad y Atención al Paciente; el de Asistencia Sanitaria, y el de la Agencia Valenciana de Salud, Luis Eduardo Rosado.