Las ONG mantienen las penas solicitadas para Tauroni y Blasco de 22 y 16 años respectivamente

Rechazan el acuerdo alcanzado por la Fiscalía

Rechazan el acuerdo alcanzado por la Fiscalía

El abogado de la Coordinadora Valenciana de ONGD aseguró ayer en el segundo juicio del conocido como caso Cooperación que las pruebas presentadas en la vista confirman que la trama funcionaba de forma organizada y coordinada, como una «banda criminal».

La coordinadora, personada como acusación popular, leyó sus conclusiones, después de que el miércoles lo hiciera la Fiscalía, la Generalitat y parte de los letrados de las defensas de los 24 procesados, entre ellos el exconseller de Cooperación Rafael Blasco, por el supuesto desvío de cerca de cinco millones de euros de ayudas públicas destinadas a cooperación internacional.

La Coordinadora Valenciana de ONGD se ha opuesto a los pactos de acuerdos de conformidad de la Fiscalía con los principales acusados para reducir las penas, y mantiene sus peticiones iniciales de penas de cárcel, 16 años para el exconseller Rafael Blasco y 22 años para el empresario Augusto César Tauroni.

La acusación popular mantiene su argumento de que tanto Blasco como la mayoría de acusados han reconocido los delitos, por lo que entienden que lo que habría es que ajustar las penas a la gravedad de los mismos. Del mismo modo, el letrado de la coordinadora reiteró su negativa, al igual que lo hizo el miércoles la Generalitat en su informe de conclusiones, a adherirse a los acuerdos de conformidad al considerar que no se repara el daño, ni tampoco se paga la responsabilidad civil.

Además, advirtió de que no se puede aplicar el atenuante de confesión porque ésta ha sido «muy tardía» y durante el proceso los acusados no solo no han colaborado sino más bien lo contrario.