¿Conoces el sabor de la cocina molecular? Es todo un lujo que agradece el paladar

La cocina molecular, está definida entre una nueva e inusual manera de deleitar los gustos más exigentes de los comensales del mundo, principalmente, entre aquellos más estrictos, quienes buscan siempre nuevas alternativas a la hora de disfrutar un buen plato, en aquellos definidos como alta gastronomía o cocina gourmet.

Cocina molecularCocina molecularCocina molecular

Son muchos los restaurantes y chefs que día a día se sumergen dentro de los nuevos conceptos e ideas culinarias para descubrir platos más exóticos, vistosos y llamativos, los cuales han sido catalogados por expertos como cocina de alto nivel, bien sea por la complicada fórmula de sus ingredientes, estilos de preparación, inusuales ingredientes y técnicas, así como también su presentación.

Algunos inclusive son considerados como verdaderas «obras de arte», que ofrecen una agradable vista y colorido y son dignos de una escultura creada por un gran artista. Muchos afirman que la alta cocina es otra expresión real de las formas del arte.

Es así como desde finales de los años 80, se crea un nuevo concepto culinario que ahora, en estos tiempos, está tomando principal relevancia e interés, específicamente en las personas que buscan nuevas tendencias relacionadas con el lujo y el glamour.

Cocina molecularCocina molecularCocina molecular

El nitrógeno líquido es uno de los ingredientes usados en la cocina molecular para congelar platos en solo segundos.

La cocina molecular fue mencionada en los términos gastronómicos por el físico húngaro Nicholas Kurti y el científico francés Hervé This. Su concepto se enfoca en las fórmulas, procedimientos y técnicas empleadas en los alimentos, basados en las transformaciones físicas y químicas que ocurren en estos en el momento de la cocción.

Este concepto basa su idea en la transformación que sufren los ingredientes en el momento de cocinarlos y cómo estos transforman su estructura molecular, para crear en ellos nuevas texturas, así como obviamente posibles nuevos sabores, por lo que no solo pretende ser innovadora en el momento de presentar nuevos platos, sino que promete una nueva experiencia de sabor que será bien recibida por las personas que buscan nuevas tendencias gastronómicas.

Según esta idea, las cocinas pasan a ser un laboratorio de investigación, que dan como resultado platos asombrosos. Las ideas decorativas que se le aplican para su presentación han sido la base fundamental del éxito culinario de muchos chefs y restaurantes del mundo, y principalmente de la alta gastronomía.

Estas técnicas varían según el tipo de plato y de ingredientes. Por ejemplo, en estas prácticas está el Sous Vide, que consiste en verter una preparación dentro de una bolsa sellada al vacío. Al estar sin aire, los procesos contaminantes son prácticamente nulos, por lo que, sometidos a una temperatura muy baja y controlada, hará que la cocción que tenga sea diferente a las cocinadas por el fuego. Estos métodos para fundir los ingredientes emplean largos periodos de tiempo y al final el resultado es obviamente diferente.

Tomando el mismo principio de la temperatura baja se encuentra la hipercongelación, en la que se usa nitrógeno, el cual tiene un punto de ebullición de -196 grados centígrados, que es ideal para la preparación de postres, gelatinas y mousses, e inclusive congelar de forma instantánea cualquier alimento.

En la cocina molecular, también se usan otras técnicas como la pulverización, la cual es una transformación de algunos alimentos o ingredientes en polvo, mezclados con componentes químicos para diluir su textura y que esta sean ideales para espolvorear sobre platos.

Cocina molecularCocina molecularCocina molecular

Una tarta digna de una exposición artística. La creatividad y la presentación final, son las bases del éxito de la cocina molecular.

Se han creado espumas, aires, nubes, cremas y algodones, que no solo dan un toque vistoso a los platos, sino que muchos se derriten en el paladar, dando un toque sofisticado y delicioso, sorprendiendo gratamente a los comensales.

Una de las técnicas más usadas en la cocina molecular es la hermosa esferificación, en la cual, muchos alimentos líquidos son transformados en globos sólidos que llevan en su interior su principal ingrediente o sabor, protegido por una capa de gel. La idea de este método pudo ser tomada de las esferas del caviar, ya que su principio es muy parecido.

Pero también hay otras ideas curiosas e interesantes, como los papeles comestibles que sirven de adorno para diversos postres. Entre estos el más resaltante es el papel de oro que da un toque real de belleza y singularidad por su extraordinario parecido al oro real.

Por la dificultad de su técnica y los elementos que se usan en la preparación de sus platos, la cocina molecular es en estos momentos considerada gastronomía de lujo, ya que todos sus materiales para la preparación son de elevado precio. Hasta ahora, son los restaurantes de lujo los que pueden ofrecer estos platos a sus clientes, así como algunos cafés, centros de postres o cafeterías de hoteles 5 estrellas. Muchos comensales aseguran que el sabor y la presentación valen lo que cuestan.