Último ‘sprint’ para afrontar la EBAU

La vuelta a las aulas para repasar los contenidos se ve envuelta en unos estrictos protocolos de seguridad para evitar contagios de coronavirus

La consejera de Educación y Cultura, Esperanza Moreno, visitó hoy a los alumnos de Segundo de Bachillerato del IES Infante Don Juan Manuel de Murcia, que se preparan para la EBAULa RazónLa Razón

Unos 3.600 alumnos de Segundo de Bachillerato han acudido hoy a clase a para repasar los contenidos estudiados durante todo el curso para hacer frente a la Evaluación de Bachillerato para el Acceso a la Univrersidad (EBAU). La consejera de Educación y Cultura, Esperanza Moreno, ha visitado el IES Infante Don Juan Manuel de Murcia, uno de los centros educativos de la Región que han comenzado hoy con las clases voluntarias para los alumnos de segundo de Bachillerato, de cara al repaso de los contenidos de la EBAU.

Los alumnos de este curso podrán asistir a las clases hasta el próximo 22 de junio, cumpliendo la planificación y los horarios que hayan establecido sus respectivos centros, tal y como lo fijó la Consejería de Educación y Cultura en la orden que publicó hace unos días, conjuntamente con la Consejería de Salud, en la que, además, se establecen las medidas que se deben llevar a cabo para que la asistencia del alumnado y el profesorado se realice con todas las garantías sanitarias.

Según han ido comunicando oficialmente los centros educativos a la Consejería, unos 3.600 alumnos (en total hay unos 10.500 alumnos de segundo de Bachillerato en la Región) han solicitado asistir a estas clases de repaso y refuerzo. “Aun así, si algún alumno no ha podido comunicarlo, por las circunstancias que sean, y decide acudir, el centro no le va a cerrar las puertas, evidentemente”, ha destacado la consejera.

Entre las indicaciones a seguir en los centros, destaca el uso preferentemente de las escaleras; la limitación al máximo posible del empleo de documentos en papel y su circulación contando cada alumno/a con su propio cuaderno o material en papel necesario; así como un refuerzo de la limpieza y desinfección de aseos o zonas comunes.

Los centros educativos deben contar con señalización de zonas como, por ejemplo, entrada y salida; así como con las medidas de seguridad higiénica como el gel desinfectante o el uso de la mascarilla cuando no se pueda asegurar mantener la distancia interpersonal de seguridad de 2 metros.