El centralismo de Podemos indigna

La RazónLa Razón

La dimisión de la dirección de Podemos en el País Vasco ha dejado a la vista de todos lo que era un secreto a voces. Su secretario general, Roberto Uriarte, se marcha indignado con la dirección de su partido, que ha antepuesto la conquista del poder a todo lo demás. Nada nuevo, por otro lado. La centralización del poder en Podemos sigue el modelo de los viejos partidos comunistas.