Sociedad

Lanzan una web para localizar focos de COVID-19 en tiempo real y evitar el colapso de los servicios sanitarios

Gratuito y sin fines lucrativos comienza con un formulario anónimo para determinar o descartar la sintomatología y filtrar

Ante la emergencia mundial que supone la amenaza del COVID-19, Hocelot, compañía deeptech líder española especializada en la obtención de data e información en tiempo real para resolver necesidades, pone al servicio de la sociedad una página web para facilitar la detección de posibles focos de COVID-19. El objetivo es ayudar a disminuir el colapso de los teléfonos de atención al ciudadano ante la pandemia. La colaboración ciudadana es indispensable para poder salvar vidas e identificar al COVID-19.

Esta solución ya se venía demandando porque en China fue de las primeras medidas adoptadas. Los ciudadanos chinos que sospechaban que padecían los síntomas del coronavirus COVID-19 se apuntan en hojas oficiales en las que constan sus datos personales y su sitio de referencia. Así y en todo momento se tiene contabilidad fidedigna de quíen, cómo y dónde, pudiendo atajar antes la propagación y el contagio persona a persona.

Según la compañía Hocelot, la primera versión de página web, desarrollada en 24 horas, cuenta con un formulario anónimo de preguntas que ayuda a la ciudadanía a entender en tiempo real la sintomatología que padece y evita el colapso de los servicios sanitarios. Este primer filtro de detección de síntomas del COVID-19 determina si la persona padece a priori síntomas propios de la enfermedad, o por el contrario su sintomatología no está relacionada con ella. En el caso de tener síntomas que evidencien un posible caso de infección por COVID-19, se mostrará el protocolo de actuación a seguir compuesto por el número de teléfono de los servicios sanitarios de la propia Comunidad Autónoma de residencia del usuario, explica la compañía.

Antonio Camacho, fundador y CEO de Hocelot asegura queLa colaboración de todos es fundamental para salvar vidas e identificar al enemigo al que nos enfrentamos” y por ello han desarrollado esta herramienta de manera gratuita y altruista. Además, esta primera versión de la solución se irá optimizando a diario para ayudar a disminuir la saturación de los canales de sanidad pública como las líneas de teléfono de emergencias e información al ciudadano, descongestionar las salas de urgencias de los hospitales y centros de salud, y reducir la situación de pánico generada en la sociedad.

Cada consulta anónima registra únicamente la dirección simple del usuario -nombre de la calle/avenida/vía, sin número o piso-. De esta forma, se crea un mapa a tiempo real que permite descubrir nuevos focos de infección, además de contener el movimiento de propagación del virus. El resto de información recogida en el formulario es destruida al finalizar la consulta, siempre en estricto cumplimiento de la LOPD y el RGPD. En ningún momento puede identificarse al usuario que realiza la consulta al no solicitarse sus datos personales.

Hasta la fecha, son varias las compañías que se han volcado con el proyecto. Entre ellas, Google ha habilitado un entorno cloud de forma gratuita para poner en marcha la web. Por ahora, el servicio solo está disponible en España, pero próximamente se pondrá en marcha una campaña de crowdfunding para escalar el campo de actuación y llegar al resto de países.