«No podemos echar la culpa de la falta de valores a las nuevas tecnologías»

El Foro de Debate de The Family Watch organiza un Foro de Debate con el fin de que se reconozca en los medios de comunicación la importancia de la familia

La Razón
La RazónLa Razón

Con motivo del nuevo Día Mundial de las Madres y los Padres que ha establecido Naciones Unidas para que se celebre el 1 de junio de cada año, The Family Watch ha organizado un Foro de Debate con la participación de primeras figuras de la comunicación y con el objetivo de transmitir a la opinión pública la necesidad de que se reconozca en los medios la importancia de la familia.

El Foro ha tenido lugar en el Teatro Fígaro Adolfo Marsillach de Madrid, y ha contado con la participación de María Jesús Álava, directora del Centro de Psicología Álava Reyes; Carmen Bieger, directora de la Fundación Antena3; Ignacio Calderón, director general de la Fundación de Ayuda contra la Drogadicción; Gustavo Entrala, CEO de la agencia 101; Ángel Expósito, director del informativo Mediodía de la Cadena Cope; Verónica Mengod, actriz y presentadora; y Javier Urra, ex defensor del menor de la Comunidad de Madrid. El moderador ha sido Antonio San José, director de comunicación y relaciones institucionales de AENA.

El debate se inició haciendo referencia al papel de la familia durante la crisis. A este respecto, Javier Urra comentó que «hay muchas familias que están asumiendo cargas derivadas de situaciones de escasez o enfermedad, sin hacerse notar». Una de las preguntas hizo que la discusión derivara hacia las situaciones de conflicto de pareja, en las que, según Ignacio Calderón, habría que tener en cuenta que «lo primero siempre debe ser el bien del menor, cosa que no siempre se tiene en cuenta».

Respecto a la dificultad para conciliar trabajo y familia, Carmen Bieger señaló que «tenemos que aprender a dar calidad al tiempo, ya que no tenemos cantidad». La importancia de dedicar ese tiempo a la educación de los hijos también estuvo presente en las palabras de María Jesús Álava, quien dijo que «en los seis primeros años, la familia es insustituible». Ignacio Calderón, por su parte, incidió en la conveniencia de promover «una mayor comunicación entre padres y profesores».

Verónica Mengod detalló las normas que, a su juicio, debería haber en todo hogar para que sirvan de pauta a los más pequeños, como, por ejemplo, «que nunca se vea la televisión ni su utilice el móvil durante las comidas». Javier Urra añadió que, por su experiencia, las madres se suelen implicar más que los padres en esta tarea y que, además, «no todo el mundo está capacitado para tener hijos y educarlos».

El último tema, que también surgió a raíz de una pregunta, fue el del papel de los padres en el uso de las nuevas tecnologías. Gustavo Entrala señaló que «los primeros que deben ocuparse de conocer las nuevas tecnologías son los padres, porque sólo así podrán educar de verdad a sus hijos». También dijo que «no podemos echar la culpa de la falta de valores a las nuevas tecnologías», en referencia a algunas críticas que tienen su origen en sucesos recientes.