¡Vente al Botánico!

Fresco, interesante y divertido

Paseo fresquito en el Botánico
Paseo fresquito en el BotánicoAlicia Romay

Que hace calor ya lo sabemos pero hay fórmulas buenísimas como para pasar un rato largo fresquito y agradable y no sólo eso, la visita al Real Jardín Botánico se puede convertir en una visita divertida y hasta nostálgica. ¿Será que el COVID me ha puesto así o es que ya de naturaleza me sale ponerme en plan recuerdos?

Voy por partes: el sábado pasado día 14 de agosto el nenúfar gigante “Victoria” repitió la floración en el Real Jardín Botánico de Madrid. Después de cuatro años consecutivos intentando que esta emblemática planta floreciera, hace cuatro días se pudo apreciar este fenómeno en todo su esplendor. Sucedió en el estanque oval.

La magia y la curiosidad de esta planta reside en que sus fragantes flores son nocturnas y duran sólo dos días. Siendo medio día del sábado pasado, se hundió definitivamente para producir el fruto. Esta no será su última floración, se prevén otras dos floraciones más adelante.

Femenina y masculina

Esta planta no es una simple planta, el nenúfar Gigante Victoria (Híbrido Longwood) es una de las plantas más emblemáticas y valoradas de los jardines botánicos de todo el mundo. El proceso de su floración es muy curioso: la primera noche es blanca y tiene el estigma maduro para recibir el polen de otra flor, por lo que se dice que la flor es femenina. Durante la segunda noche su flor cambia a color rosa con las anteras maduras que producen polen por lo que se dice que es masculina. Así como se abrió al medio dia, a las 15.00 hrs. se cerró definitivamente, en ese momento, si ha sido fecundada, se hundirá para producir su fruto.

El nenúfar gigante Victoria la primera noche FOTO: Real Jardín Botánico
El nenúfar Victoria la segunda noche FOTO: Real Jardín Botánico

La magia de la naturaleza

Cuando las flores se abren se produce la termogénesis, es el aumento de temperatura dentro de ellas que es de 10 grados respecto a la temperatura ambiental y lo que produce es un aroma a piña madura que se extiende a lo lejos atrayendo a algunos escarabajos que entran la primera noche para alimentarse de su néctar. Cuando sale el sol las flores comienzan a cerrarse atrapandolos dentro y cuando tratan de salir, se cubren de polen durante la noche siguiente cuando la flor se abre. Los escarabajos llevarán a otras flores el polen para realizar una polinización cruzada. Es maravilloso el proceso.

Intentar estudiar cada una de las plantas que encontramos en el real Jardín Botánico es sencillamente imposible, pero hoy con el Nenúfar gigante podemos ver cómo son de impresionantes los fenómenos de la naturaleza.

En plan nostálgico

El Botánico no es solo una experiencia de ver miles de plantas y curiosidades alrededor de lo verde, también hay ocasión de pasar un momento para los recuerdos y otras sensaciones.

Actualmente están expuestos los premios de Fotografía de la Fundación ENAIRE 2021 y no me enrollo más porque estoy deseando llegar a contaros e invitaros a disfrutar de una obra que me ha hecho pasar un momento entre divertido y nostálgico.

Hay un cuadro con todo tipo de chuches. La obra que resultó seleccionada fue PROYECTO GOLOSINA 2020 de José Luis de la Parra, sí así como se oye, un cuadro de lo más dulce, de lo más divertido y de lo más nostálgico.

Thumbnail

“En esta serie se refleja ese mundo imaginario, dispar de cualquier imaginario infantil actual. Poco más de tres décadas separan ambos universos. El pasado, calmo, orgánico, e inagotable; el de hoy, desdibujado en mundos virtuales, solitarios, inmediatos, saturados y acotados. La diversión de un niño en su tiempo libre, ayer y hoy, tan análoga como antagónica”.

Pues así es el momento más divertido y nostálgico que se puede vivir en el museo del Botánico. Cuando vi la bolsita de un ESCALOFRÍO es justo lo que sentí, un escalofrío de pensar los años que han pasado de cuando compraba este chuche.

Ve y míralo y juégate una apuesta con tus amigos a ver quién recuerda más épocas vividas por cada chuche y contaros lo que os hace recordar cada uno.

Lo siento, estoy nostalgica pero feliz.