Adolescentes sedentarios: tres de cada cuatro menores españoles no realiza suficiente actividad física

A nivel mundial, el 81% de los jóvenes de entre 11 y 17 años no cumplieron con la recomendación de la OMS de hacer una hora de actividad física de moderada a vigorosa todos los días, según un estudio publicado por la revista médica “The Lancet”

Adolescentes jugando a la consola
Adolescentes jugando a la consoladreamstime

“Antes incluso salía poco a la calle. El único ejercicio que hacía era ir a clase de Educación Física en el Colegio, dos horas a la semana. Hace dos meses descubrí lo que era el Muay Thai y tras probarlo me ilusioné”, explica Darío de 13 años mientras entrena en el gimnasio Lonwolf que dirige Jaime Cantos en Sevilla. “Físicamente he adelgazado mucho y me encuentro más ágil que antes y socializo más porque al final conoces a más amigos”.

Darío reconoce que antes era muy sedentario. No es el único adolescente en esta situación y menos en España. Según un estudio publicado hoy en la revista médica “The Lancet Child & Adolescent Health Journal”, la mayoría de los adolescentes de entre 11 y 17 años no son suficientemente activos físicamente. De hecho, más del 80% de los menores no cumple con la recomendación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) de realizar una hora diaria de actividad física con intensidad moderada a vigorosa. Ellas todavía menos: el 85% de las niñas y el 78% de los niños no realizan suficiente deporte.

El estudio llevado a cabo por investigadores de la OMS ha recopilado datos de 1,6 millones de adolescentes en 146 países entre 2001 y 2016, y los resultados son preocupantes. No se están registrando cambios importantes. Así, los niveles de actividad física mejoraron ligeramente en el caso de los niños, aunque poco: pasaron del 80 al 78% de sedentarios entre 2001 y 2016. En el caso de ellas no se registró ningún cambio.

Los niños en Filipinas y las niñas en Corea del Sur fueron los más inactivos (93 y 97%, respectivamente), mientras que Bangladesh tuvo las tasas más bajas de inactividad física para ellas, ellos y en general: 63, 69 y 66%, respectivamente.

Las niñas más activas se detectaron en Bangladesh y la India, aunque eso se explica por varios factores sociales como el aumento de las labores domésticas en el hogar que hacen.

España también suspende por cierto, pese a estar en la posición decimocuarta. En 2001, éramos el decimoquinto. Así, el 76,6% de nuestros adolescentes no realizan el deporte que recomienda la OMS, frente al 79,1% de 2001. En concreto, el 83,8% de las niñas y el 69,8% de los niños.

Los expertos explican en el estudio que si estas tendencias continúan, no se alcanzará el objetivo global de una reducción del 15% de sedentarismo: que la falta de actividad física a estas edades sea inferior al 70% para 2030. Todo un riesgo, ya que estos niveles de sedentarismo ponen en riesgo la salud actual y futura de los adolescentes. De ello se dio cuenta Agustín, que está a punto de cumplir 11 años. Sus padres explican que antes no lograban casi ni que quisiera dar un paseo con ellos, “le compré un perro y ni con esas”, asegura su padre. Le faltaba motivarse. “Me salió colesterol y me preocupé mucho. No hacía deporte y el médico me sugirió apuntarme a este centro”, el Centro de la Fundación Rafa Nadal, situado en el barrio de La Soledad de Palma de Mallorca con el objetivo de atender las necesidades de menores en situación de pobreza, riesgo de exclusión social o con dificultades para integrarse.

“Mi hijo solo hacía media hora de deporte a la semana en el colegio”, asegura su padre. “Ahora voy a Atletismo”, añade Agustín. En concreto, un día corre y otro hace otro deporte. “Ahora estoy muy ilusionado”. Y sus padres puede que también hayan encontrado la motivación. “Nosotros tampoco hacemos deporte”. ¿Ni caminar? Les preguntamos, “sí, pero rara vez”, admiten. Pero tras ver los cambios físicos en su hijo, y ser conscientes de que ellos también tienen que dar ejemplo, se lo están pensando: “Nos vamos a animar”.