Lewandowski, su extraña dieta y el récord de Cristiano

El delantero polaco nunca ha ganado la Champions, Sölo jugó una final y la perdió contra el Bayern

Lisbon (Portugal), 22/08/2020.- Robert Lewandowski arrives for the training session of Bayern Munich in Lisbon, Portugal, 22 August 2020. PSG will face Bayern Munich in the UEFA Champions League final on 23 August. (Liga de Campeones, Lisboa) EFE/EPA/Miguel A. Lopes / POOL
Lisbon (Portugal), 22/08/2020.- Robert Lewandowski arrives for the training session of Bayern Munich in Lisbon, Portugal, 22 August 2020. PSG will face Bayern Munich in the UEFA Champions League final on 23 August. (Liga de Campeones, Lisboa) EFE/EPA/Miguel A. Lopes / POOLMiguel A. Lopes / POOLEFE

Robert Lewandowski (Varsovia, 1988) cambió el Borussia Dortmund por el Bayern de Múnich en 2013 para ganar la Liga de Campeones. Pero el máximo torneo continental es la pequeña maldición del delantero polaco. Nunca ha dejado de marcar goles, ni antes ni después de su cambio de equipo, pero nunca estuvo tan cerca de ganarla como en aquella final que perdió con el equipo que entrenaba Jurgen Klopp justo antes de fichar por el Bayern. Fue en aquella semifinal cuando disfrutó de su mejor actuación individual en el torneo, con los cuatro goles que le marcó al Real Madrid en el partido de ida.

Esta temporada también ha marcado cuatro goles en un partido, pero en la fase de grupos contra el Estrella Roja. Ahora, con 32 años, vuelve a una final en el que puede haber sido su mejor año, aunque no haya estado muy acertado ante la portería contraria en la fase final del torneo. Buscó su gol contra el Barcelona y parecía no llegar nunca a pesar de la histórica goleada del equipo muniqués. Y algo parecido le sucedió en la semifinal contra el Lyon. Falló remates increíbles, como el centro de Perisic que golpeó con el muslo y que acabó valiendo para el segundo de Gnabry.

Lewandowski ha marcado en todos los partidos de la Liga de Campeones y amenaza el récord de Cristiano Ronaldo, de 17 goles en una edición. El polaco lleva 15 y tiene la final para sumar dos más e igualar al portugués. Sin CR7 y sin Messi en la competencia, Lewandowski, además, puede ser además máximo goleador en tres competiciones: la Liga y la Copa ya las ha ganado. Le queda la Liga de Campeones. Lleva 55 goles esta temporada entre las tres competiciones y nunca había conseguido tantos. A los 15 en Europa le suma 34 en la Liga y seis más en la Copa alemana.

La edad no es un problema para Lewandowski, que sigue una curiosa dieta preparada por su esposa, la karateca y nutricionista polaca Anna Stachurska de soltera, ahora Anna Lewandowska. Cada comida empieza por el postre, según el plan diseñado por su mujer, que ha ganado tres medallas en los mundiales de kárate.

Anna llamó la atención con su presencia en el pasado Mundial al consolar a su esposo tras la derrota ante Senegal. Y esta temporada, después del espectacular comienzo de curso en el que marcó 16 goles en 11 partidos escribió en las redes sociales: «Te amo, Lewi. Pero que nadie me pregunte lo que desayunas cada mañana».

Lewandowski es trabajador y siempre busca la manera de mejorar. Ya lo hizo cuando llegó a Dortmund. Le costaba aguantar el contacto de los defensas de la Bundesliga, era demasiado frágil, pero trabajó en el gimnasio y no tardó mucho en ser el mejor delantero del campeonato. Ahora, sin la competencia de Messi ni de Cristiano, es el mejor delantero de Europa.