Fútbol

El Real Madrid gana al Espanyol con sangre joven

“Pusimos energía en el campo y dio resultado”, decía Ancelotti, que apostó por un partido a campo abierto con Camavinga y Rodrygo junto a Tchoaumeni en la segunda parte

Rodrygo Goes volvió a desatascar al Real Madrid
Rodrygo Goes volvió a desatascar al Real Madrid FOTO: AFP7 vía Europa Press AFP7 vía Europa Press

El Real Madrid perdió su primer partido la Liga pasada en el RCD Stadium, en un día gris. Al final, ganó el torneo como mejor visitante y ese día sirvió de toque de atención porque Ancelotti probó un 4-4-2 que no funcionó y aseguró que nunca volverá a moverse del 4-3-3. Este domingo el Madrid sufrió tanto como hace un año pero se llevó la victoria gracias, primero, la apuesta del técnico blanco por el físico de sus centrocampistas jóvenes y por la rendija que encontró Rodrygo en mitad de la pelea y el ida y vuelta.

Quería Ancelotti un paso adelante del brasileño, al que ha prometido más minutos importantes. Quiere que interprete un papel más grande, no sólo el de cambiar partidos desde el banquillo, aunque en su primera aparición tras la lesión eso fue lo que hizo. Lo resolvieron él y Benzema, que no había tenido su mejor noche y acabó con un doblete que le sirve para no perder terreno en la lucha por el Pichichi. Lewandowski ya suma cuatro goles en tres partidos y Karim, que sólo había marcado de penalti en Balaídos, hizo un doblete para quedarse justo detrás del polaco y Borja Iglesias.

La otra clave de la victoria fue la energía de los centrocampistas jóvenes cuando el partido se convirtió en un intercambio de golpes a campo abierto. Poco después del descanso, Ancelotti apostó por esto sustituyendo a Modric y metiendo a Camavinga. «Hemos aumentado el ritmo pusimos energía en el campo y ha dado resultado. Cuando se rompe el partido tenemos jugadores que tienen estos recursos, muy rápidos y potentes. Con espacios tenemos ventaja con ellos», decía el técnico blanco, que acertó con esa apuesta. Tchouameni volvió a ser titular y volvió a participar en un gol. Dio la asistencia del 0-1, algo que celebraba Ancelotti. «Puede llegar al área contraria, hay que acostumbrarse a este movimiento que él tiene. Para mantener el equilibrio, los otros medios tienen que proteger sus llegadas al área rival», continuaba el técnico blanco que celebraba el pleno de triunfos en las tres primeras salidas en Liga. El año pasado también empezó con tres choques fuera para dar tiempo a las obras del Bernabéu pero se dejó dos puntos ante el Levante en la segunda jornada. El campeón mejora sus números tirando del físico de sus centrocampistas.