Deportes

Los retos pendientes de Nadal tras ganar su duodécimo Roland Garros

Rafa Nadal lo volvió a hacer, ganó Roland Garros por duodécima vez, con lo que hizo más historia todavía. Ya era una leyenda del deporte, y ahora lo es, si cabe, todavía un poquito más. En el Grand Slam sobre tierra tiene todos los récords y va a ser muy difícil que alguien pueda superarlos. Pero la vida sigue y estos son los próximos desafíos.

Publicidad

Poder jugar con salud

El primero y más importante es estar sano. En los últimos 18 meses los problemas físicos, sus molestias crónicas en las rodillas, no le han permitido competir como él quería. En un año y medio apenas ha podido finalizar tres torneos en pista dura: el Masters 1.000 de Toronto 2018, que ganó; el Abierto de Australia de 2019, en el que perdió la final con Djokovic; y Acapulco 2019, donde cayó rápido, en el segundo partido ante Kyrgios. En los demás se retiró antes de tiempo (semis del Abierto de Estados Unidos 2018 y de Indian Wells 2019, cuartos de Australia 2018...) Estar sin molestias graves es imprescindible por lo físico y por lo mental. Si Rafa se encuentra bien, anímicamente pega un salto y con confianza puede ganar en cualquier sitio.

Alcanzar o superar los 20 Grand Slams de Federer

Con el duodécimo Roland Garros ya son 18 Grand Slams los que suma Nadal. Está a dos de igualar el récord de Federer, más cerca que nunca, y tiene cinco años menos, aunque el español también ha dicho que no se ve jugando con 38 años como el suizo.

Publicidad

Reconquistar Wimbledon

El próximo desafío es la hierba de Wimbledon. Nadal ha disputado allí cinco finales y ha ganado dos (2008 y 2010). Hace nueve años de la última vez. La hierba requiere jugar algo más agachado, pero no es tan problemática para las rodillas del balear porque las frenadas no son tan bruscas. El año pasado mostró un nivel altísimo, de las mejores veces en su vida que ha jugado allí, y sólo el mejor Djokovic le frenó en el quinto set en un partido impresionante, así que...

Publicidad

Volver al número uno

No es algo que obsesione a Nadal, ya lo ha dicho, pero también afirma que mejor ser el número uno que el dos. La distancia con Djokovic ahora es mucha (12.715 puntos tiene el serbio, por 7.945 del español), por lo que sería una opción a medio-largo plazo. También es verdad que Nole comienza una parte de la temporada en la que defiende muchos puntos, porque en 2018 ganó Wimbledon, el Abierto de Estados Unidos Shanghái y Cincinnati.

Ganar todos los Masters 1.000 al menos una vez

El único que puede presumir de eso es Djokovic. A Federer se le han resistido los de tierra batida (Roma y Montecarlo), y a Nadal le faltan Miami (cinco finales perdidas), Cincinnati, Shanghái (aunque ganó Madrid en 2005 cuando era en pista dura y era el equivalente a ese torneo) y París-Bercy.

Levantar el Abierto de Australia

Es el Grand Slam que más se le resiste y en el que más mala suerte ha tenido. Lo ha ganado una vez y se ha lesionado en él unas cuantas. Si lo consigue, habrá levantado al menos dos veces los cuatro "grandes", algo que sólo consiguieron Rod Laver (1962 y 1969) y Roy Emerson (1964 y 1967).

Publicidad

La Copa de Maestros

De los torneos importantes, el Masters o Torneo de Maestros, que enfrenta a los ocho mejores del año, es el único que se le resiste al zurdo. Es al final de temporada y hasta seis veces no ha podido jugar por lesión. Ha disputado dos finales (2010 y 2013), que perdió, la primera con Federer y la segunda con Djokovic.

El Grand Slam

El más difícil todavía es ganar los cuatro "grandes"el mismo año. Sólo lo lograron Don Budge (1938), Maureen Connolly (1953) y Rod Laver (1962 y 1969, esta última la única vez que se ha logrado en la denominada "era Open"). En mujeres lo hicieron Margaret Court (1970) y Steffi Graf (1988).

Llegar a 100 torneos

El duodécimo Roland Garros fue el título 82 de Nadal en su carrera. Es el cuarto con más. Por delante sólo tiene a Ivan Lendl (94), Roger Federer (101) y Jimmy Connors (109).