Montero suspende las reglas fiscales hasta 2023 y pone un techo de gasto récord

Asume que no cumplirá con el déficit que exige Bruselas hasta 2024 o 2025

Thumbnail

El Congreso ha dado luz verde por segundo año consecutivo la suspensión de las reglas fiscales ante la persistencia de la pandemia, lo que permite el arranque de la negociación para los Presupuestos de 2022, que contarán con un techo de gasto histórico de 196.142 millones de euros. La ministra de Hacienda confirmó que activará los artículos 135.4 de la Constitución y del 11.3 de la Ley de Estabilidad Presupuestaria, que permiten aparcar los objetivos de déficit y deuda en situaciones de emergencia extraordinaria. «Desde ya les anuncio que vamos a mantener abiertas todas las líneas de comunicación para sumar al proyecto de Presupuestos todos los acuerdos que sean posibles, porque impulsar esta recuperación no es solo tarea del Ejecutivo», advirtió Montero.

En ausencia de reglas fiscales, el Congreso no tiene que dar su visto bueno a unos objetivos de déficit que se convierten en tasas de referencia y que en 2022 serán del 3,9% del PIB para la Administración Central, del 0,6% para las comunidades autónomas, del 0,5% para la Seguridad Social y equilibrio para las corporaciones locales.

Del techo de gasto, Montero ha destacado que 26.355 millones provendrán de los fondos europeos para la recuperación, lo que permitirá consolidar el crecimiento y la creación de empleo, blindar el Estado del bienestar y construir un país más justo. También ha recordado que el límite de gasto del Estado incorpora una transferencia de 18.396 millones para el sistema de la Seguridad Social, el 32,1 % más que en 2021.

Lo que sí ha aplazado hasta 2024 o incluso 2025 es la posibilidad de poder presentar a la Comisión Europea una senda de corrección del déficit dentro del límite del 3% del PIB, umbral sobre el cual las normas fiscales europeas contemplan una especial vigilancia a través de un procedimiento de déficit excesivo. Así, explicó ante el Pleno que por mucho que el déficit público para este año caiga del 11% al 8,4%, y que en 2022 se sitúe en el 5%, para 2024 la tasa de referencia que contempla el Gobierno seguirá por encima del 3%, concretamente dos décimas. «Será por ese entorno, en el 2024, si es posible aproximándose más al 2025, cuando estaremos en condiciones de presentar ya una senda que retoma ese compromiso con la consolidación fiscal, cara a las autoridades europeas».

El Gobierno, pues, encontró los apoyos que buscaba para continuar con las reglas fiscales suspendidas, si bien las dos principales fuerzas de la oposición, PP y Vox, rechazaron con sus votos negativos apoyar esta pretensión.