Hacienda y la Fiscalía de la Audiencia investigan la información de los «Papeles de Panamá»

Más de once millones de documentos dan detalle de los negocios financieros opacos de 215.000 sociedades.

Pilar de Borbón, Pedro Almodóvar y Lionel Messi.

Más de once millones de documentos dan detalle de los negocios financieros opacos de 215.000 sociedades.

La Audiencia Nacional (AN) sospecha que puede haber operaciones de blanqueo de capitales en algunas de las sociedades «offshore» que figuran en los «papeles de Panamá». Por ello, la Fiscalía abrió ayer diligencias para investigar la información recopilada por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ) y publicada en España por «La Sexta» y «El Confidencial».

Además, la Agencia Tributaria (AEAT) también anunció que está analizando el informe con las sociedades «offshore» de titulares españoles y constituidas a través del bufete panameño Mossack Fonseca. El organismo que dirige Santiago Menéndez cree que algunos contribuyentes con actividades en España de los incluidos en aquella lista –entre ellos, Pilar de Borbón y el futbolista Leo Messi– podrían haber incurrido en delito fiscal.

La Fiscalía de la AN emitió un comunicado en el que informó de que iniciará la incoación de diligencias de investigación al amparo de los artículos 5 del Estatuto Orgánico del Ministerio Fiscal y del 773 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal (Lecrim). El objetivo del movimiento de la Audiencia es determinar la existencia de presuntas actividades delictivas –entre ellas, posibles operaciones de blanqueo de capitales– a través de las sociedades constituidas por Mossack Fonseca, informa Ep.

El ministro de Justicia, Rafael Catalá, dijo ayer que será la AEAT la que estudiará «si la situación de esas empresas es legal y regular». A este respecto, Catalá aclaró que «tener una sociedad constituida en el extranjero no es un delito ‘per se’, porque podría estar perfectamente regularizada».

La AEAT ya ha empezado a realizar las comprobaciones pertinentes para aclarar si las supuestas sociedades «opacas» de contribuyentes españoles que contienen los «papeles de Panamá» fueron declaradas a través del modelo 720. Mediante este formulario, Hacienda obliga a informar de los activos en el extranjero, desde cuentas hasta inmuebles.

Según la última información de estas declaraciones, los españoles tenían en Panamá 1.139,5 millones de euros, mientras que en otros territorios como Suiza o Luxemburgo, caracterizados por su baja tributación, la cifra ascendía a 19.867,5 millones y 9.979,6 millones, respectivamente.

Según cálculos de la asociación de Técnicos del Ministerio de Hacienda (Gestha), para que exista delito fiscal a través de las sociedades panameñas, los titulares tendrían que haber ocultado a la AEAT, como mínimo, participaciones de entre 244.898 y 272.727,3 euros, dependiendo de la comunidad de residencia del contribuyente. Con tributaciones máximas de IRPF de entre el 44% (Navarra) y 49% (Cataluña), las cuotas defraudadas superarían el umbral de los 120.000 euros anuales. Las sanciones podrían oscilar entre el 125% y el 150% de lo defraudado.

El presidente de la asociación Inspectores de Hacienda del Estado (IHE), José Luis Groba, apuntó que «la ventaja de los paraísos fiscales es su opacidad y el anonimato», y aseguró que existen sospechas fundadas «sobre varias de las personas» que figuran en los «papeles de Panamá».

No obstante, Groba aseguró que el recorrido para investigar y esclarecer la información será largo y complicado. En su opinión, «cuando la Hacienda española pida información a la panameña, es posible que la segunda actúe como lo hizo en su día Suiza: se negarán por el origen ilícito de la información». Los «papeles de Panamá» salieron a la luz por una filtración.

El Gobierno francés anunció ayer la apertura de una investigación, similar a la iniciada por el Ejecutivo español, tras conocer el contenido de los «papeles de Panamá».