C’s apoya el recorte de 5.000 millones

Avanza el acuerdo con Hacienda sobre el techo de gasto si se respeta la inversión social incluida en el pact. Ante la cumbre del jueves, Hacienda avisa a las CC AA que el objetivo del déficit del 0,7% es «irrenunciable».

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera
El líder de Ciudadanos, Albert Rivera

Avanza el acuerdo con Hacienda sobre el techo de gasto si se respeta la inversión social incluida en el pact. Ante la cumbre del jueves, Hacienda avisa a las CC AA que el objetivo del déficit del 0,7% es «irrenunciable».

El Gobierno tiene muy avanzado el acuerdo con Ciudadanos (C’s) para que acepte prorrogar los Presupuestos Generales de 2016 con un recorte de gasto de 5.000 millones de euros. La formación naranja parece estar dispuesta a superar sus recelos iniciales, a cambio del compromiso por parte del Ejecutivo de salvar en los próximos Presupuestos las partidas sociales que recoge el pacto que firmaron con el PP ante la investidura de Mariano Rajoy. Los objetivos de déficit para 2017 se aprobarán en el Consejo de Ministros, junto al techo de gasto, después de que este jueves sean presentados a las comunidades autónomas en la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF).

En las conversaciones que están manteniendo estos días con el Gobierno, a nivel de Vicepresidencia y también de Hacienda, los interlocutores de C’s aceptan no hacer causa con este recorte del gasto, pero sí darán la batalla para que se cumpla «el compromiso» de que en los Presupuestos de 2017 se respete su inversión social. Hacienda les ha trasladado su disposición a buscar vías por el lado impositivo, sin tocar los grandes impuestos, y en la negociación con Bruselas para poder cumplir con lo acordado en el pacto de investidura.

La prórroga del Presupuesto con un recorte del gasto podría hacerse mediante un acuerdo del Consejo de Ministros. La semana pasada, el ministro Cristóbal Montoro desmintió que sobre la mesa, como había informado Ciudadanos, estuviera un aumento del límite de gasto para el próximo año porque «no se puede elevar el gasto cuando hay que bajar el déficit». Montoro ha trasladado a Ciudadanos que este ahorro de gasto de 5.000 millones de euros proviene del recorte presupuestario de 2.000 millones del acuerdo de no disponibilidad, de otros 1.000 millones del cierre anticipado del presupuesto y otros 2.000 millones más de ahorro en el pago de los intereses de la deuda pública.

El límite de gasto de 2017 vendrá marcado por los ingresos que el Gobierno prevé recaudar, ajustados al alza por la reforma del Impuesto de Sociedades para las grandes empresas y de otros impuestos especiales, como ha anunciado el titular de Hacienda, señalando a los que gravan el tabaco y el alcohol. En las conversaciones con los grupos Hacienda también se ha comprometido a poner en marcha nuevas medidas de lucha contra el fraude fiscal que supondrán importantes ingresos para las arcas públicas, por ejemplo en materia de control de las liquidaciones del IVA y una reducción del límite a los pagos en efectivo.

El pulso con las comunidades ante la cumbre del jueves sigue vivo. Ayer desde Hacienda se insistió en que el objetivo del déficit público del 0,7 por ciento del PIB es irrenunciable, y se responsabilizó a las comunidades autónomas de las consecuencias de haber aprobado incrementos presupuestarios para 2017 sin tenerlo en cuenta.

El Gobierno insiste en su voluntad de acuerdo y de diálogo, pero también insta a las comunidades a consensuar el techo de gasto «con responsabilidad» y teniendo en cuenta lo que «nos jugamos». «Hay unos compromisos de Bruselas que hay que cumplir». En vísperas del CPFF, Hacienda deja una advertencia clara. Las comunidades que han acordado incrementar sus Presupuestos para 2017 recibirán instrucciones en la reunión del jueves sobre sus futuras obligaciones. Con un mensaje añadido. El esfuerzo presupuestario de la Administración central para 2017 no significará recorte en políticas sociales. Y las comunidades serán, además, las principales beneficiadas de que el Gobierno central haya conseguido que la Comisión Europea amplíe del 0,3 al 0,7 por ciento del PIB el objetivo de déficit para 2017, lo que supone 4.000 millones de euros más. El Gobierno confía en que el PSOE no sólo apoye el techo de gasto, sino también la senda de déficit para los próximos años. E incluso los Presupuestos para el próximo año. Desde 2012 las comunidades han recibido 172.375 millones de euros adicionales, transferidos por el Gobierno central para paliar sus problemas de financiación. De ellos, 32.165 han sido aportados en lo que va de año.