MENÚ
lunes 16 septiembre 2019
01:51
Actualizado

Cuixart: "No me arrepiento. Lo volveremos a hacer"

El líder de Omnium denuncia que es un juicio contra la democracia y avisa: “Seguiré luchando”

Tiempo de lectura 2 min.

12 de junio de 2019. 18:35h

Comentada
12/6/2019

“Acepto mis actos y sus consecuencias”. Así ha empezado Jordi Cuixart su último turno de palabra en el juicio del procés. “No hay ningún tipo de arrepentimiento. Lo volvería a hacer”, ha dicho en varias ocasiones para defender su actuación y criticar, al mismo tiempo, que lo que ocurre en el Supremo es “un juicio a la democracia”.

El líder de Òmnium, para quien la Fiscalía solicita 17 años de prisión, ha defendido ante el tribunal que le juzga la “movilización permanente y sin reparo, y el derecho a protestar ante todos los poderes del Estado” porque, ha añadido, “parece que lo que se quiere es que la gente deje de protestar. No vamos a dejar de protestar”, ha dicho tajante. Y es que, para él “cuando una población ejerce la desobediencia civil demuestra su compromiso con la sociedad. Y eso no puede merecer reproche penal”.

Cuixart ha defendido en todo momento que volvería actuar tal y como lo hizo, animando a los catalanes a manifestarse y a votar a favor de la República. Por ello criticaba su enjuiciamiento: “Es un conflicto político y esto es un juicio político”. “Somos democratas acusados por la extrema derecha en connivencia con el Gobierno del PSOE”.

En línea con los alegatos de otros acusados, ha rechazado el odio a España afirmando que “nadie va a lograr que nos enfrenten entre pueblos de España, por muchas recogidas de firmas del PP contra el Estatut, por muchos policías que nos manden... Me comprometo a no permitir a que nos enfrenten entre pueblos de España”. Y ha apuntado que “se intenta deshumanizar el movimiento independentista y es una opción legítima”.

En un tono más emotivo, ha señalado que “en este momento mi prioridad no es salir de la prisión, aunque no sea legítima, es seguir luchando para solucionar el conflicto político y que mis hijos vivan en un país mejor y más libre. Una sentencia no va a hacer que los catalanes dejen de luchar por su derecho de autodeterminación”.

Su intervención ha terminado como comenzaba: “Se me juzga por ser el décimo presidente de Òmnium y se nos juzga por manifestarnos, movilizar y por votar. Les digo que estoy convencido de que lo volveremos a hacer”.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs