Gente

Enrique Iglesias, retado por su presunto hermano, Javier Santos, a hacerse las pruebas de ADN en un programa de televisión

El hombre no se rinde y pretende demostrar que es hijo de Julio Iglesias

Javier Sánchez Santos, el supuesto hijo de Julio Iglesias
Javier Sánchez Santos, el supuesto hijo de Julio Iglesias

Una fuente muy cercana a Javier Santos, el presunto hijo de Julio Iglesias, inmerso en un largo proceso judicial de demanda de paternidad contra el cantante, acudirá al Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo para que se revise su caso.

Javier, además, quiere ponerse en contacto con Enrique Iglesias para proponerle un cara a cara en un programa de televisión, en el que ambos cotejarían sus muestras de ADN, empresa harto difícil, porque el cantante nunca ha demostrado el menor interés por su presunto hermano.

Ni se conocen personalmente ni han hablado nunca, al contrario que ocurrió entre Santos y Julio José Iglesias. Fueron presentados en un acto en Miami y mantuvieron una distendida conversación.

Javier Sánchez Santos y su madre María Edite Santos
Javier Sánchez Santos y su madre María Edite Santos FOTO: STRINGER REUTERS

Las pruebas de ADN que demostraron en un 99,9 por ciento que el artista era el padre biológico de Javier, se tomaron, precisamente, en Miami, obtenidas de una servilleta con restos dejados por Julio José. Fue un detective el que las consiguió en un restaurante.

El nacimiento de Javier Santos se produjo, según asegura la madre de este hombre, María Edite Santos, tras mantener una relación con Iglesias hace más de cuarenta años.

Aunque, tras décadas de proceso judicial, Javier no ve el final del túnel, ha manifestado que “la esperanza no la pierdo nunca, a pesar de las complicaciones no lo veo imposible. Intento mantenerme tranquilo, y ya no me afecta tanto como antes lo que pueda decidir un juez o lo que haga mi padre para alargar esta dura batalla judicial”.