Gente

Javier Santos no se rinde; lleva a Julio Iglesias a Estrasburgo

Tras el varapalo judicial en el Tribunal Supremo que desestimó su recurso, lleva su caso de filiación a Estrasburgo, última instancia para probar que es hijo de Julio Iglesias.

A la izquierda, Julio Iglesias; a la derecha, el hijo que le reclama la paternidad, en 1995, cuando tenía 20 años
A la izquierda, Julio Iglesias; a la derecha, el hijo que le reclama la paternidad, en 1995, cuando tenía 20 años

Javier Santos lleva años luchando sin éxito por conseguir que se reconozca que es hijo legítimo de Julio Iglesias. Varios tribunales han dictaminado lo contrario, sin embargo, él no se rinde. Después de que el Tribunal Supremo declaraba firme la sentencia de la Audiencia de Valencia en la que no se le reconoce como hijo del artista y que el Tribunal Constitucional se reiterara en que es “cosa juzgada”, su caso viaja a Estrasburgo.

Lleva tres décadas luchando para llevar los apellidos del cantante y no está dispuesto a tirar la toalla, convencido de que la justicia acabará dándole la razón al existir una prueba de ADN que demuestra la consanguineidad. Su abogado, Fernando Osuna, consiguió tras una semana de seguimiento de dos detectives en Miami recoger 15 objetos con material genético de Julio José Iglesias Preysler —botellas vacías, servilletas, chicles...—, que reflejaron una coincidencia del 99,9% con su presunto hermano.

Javier Sánchez Santos, tras presentar la demanda de paternidad a Julio Iglesias en los juzgados de Valencia en 2017
Javier Sánchez Santos, tras presentar la demanda de paternidad a Julio Iglesias en los juzgados de Valencia en 2017

El último cartucho de Javier Santos está en Estrasburgo

Ahora, el célebre abogado sevillano se ha decidido a llevar el caso hasta el Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo, en el que suele prevalecer la verdad científica sobre las cuestiones procesales. Javier Santos está convencido que su caso tiene aún recorrido fuera de España.

Santos sostiene que se han vulnerado sus derechos fundamentales y que ha sufrido indefensión en los tribunales españoles. Y, por ese motivo, no ha dudado en pedir auxilio en instancias superiores dónde espera demostrar que es hijo de Iglesias ya que hay mucha jurisprudencia que le ampara.