Castella torea hoy gratis en Nimes por Haití

El diestro francés Sebastián Castella
El diestro francés Sebastián Castella

El torero Sebastián Castella se encierra esta tarde en el coliseo romano para dar cuenta en solitario de seis toros. La finalidad del evento, benéfica, donar todo lo recaudado a los damnificados por el terrible terremoto de Haití. Ésa fue su generosa apuesta por la sociedad una vez que llegaron las primeras imágenes del desastre. «Eso fue una corazonada. Cuando vi la tragedia lo hablé con mi apoderado y con el empresario Simón Casas y todos estaban de acuerdo... Es la única manera de ayudar que tenemos los toreros, o al menos la más directa y la más bonita es jugándonos la vida», apuntó en ese momento el torero a LA RAZÓN.Gesta solidariaCastella lidiará esta tarde toros de muy distintas ganaderías. Las divisas elegidas para la lidia son las de Núñez del Cuvillo, Garcigrande, El Pilar, Victoriano del Río, Alcurrucén y Albarreal. Castella se enfrenta a esta importante gesta antes de hacer el paseíllo el próximo sábado, coincidiendo con el día del patrón, en la plaza de Las Ventas de Madrid. Compartirá cartel con «El Juli» y Daniel Luque.El lleno total del Coliseo de Nimes, que tiene una capacidad para 16.000 espectadores, supondrá alcanzar la cifra total de 906.059 euros que estaba prevista por la organización, a la que habrá que añadir los resultados de la venta de acontecimientos colaterales. El diestro francés asegura sin dudarlo que es una apuesta muy fuerte pero también «es una apuesta bonita. Espero que artísticamente todo salga bien. Pero no lo hago para eso, el objetivo es ayudar», matiza. Segunda vezEl matador, que ha tenido una extraordinaria temporada en 2009, abriendo dos veces la Puerta Grande de la plaza de Las Ventas, afronta por segunda vez el reto de encerrarse con seis toros en el mismo coso.El 20 de septiembre del año 2008 Sebastián Castella cortó cinco orejas y un rabo, y salió a hombros en una tarde en la que se colgó el cartel de «No hay billetes» en la taquilla del Coliseo.