Antonio Basagoiti: «Aprietan a Hollande para que sea más benevolente con ETA»

«No estoy en política para moderar al PNV, sino para un proyecto alternativo al nacionalismo»

BILBAO - ¿Qué balance hace de este congreso del PP vasco ?
–Hago un balance objetivamente positivo porque se han aprobado las ponencias por abrumadora mayoría. La ponencia política, sólo contó con 9 votos en contra de los 480 compromisarios, lo que no llega al uno por ciento. La gente ha mostrado su ilusión por que sigamos creciendo en la política vasca.

–¿Cuál va a ser la estrategia del PP en las próximas elecciones?
–Queremos formular nuestra oferta a la sociedad vasca; y nuestra oferta es España. País Vasco y España. Aquí, el futuro del país y el presente es que haya una absoluta defensa de los valores constitucionales y del estatuto de Guernica. Ante el final de ETA, que lleva 50 años asesinando para intentar que el País Vasco no sea España, quiero poner encima de la mesa que siga siendo España.

–Han hablado del «centralismo» del PP vasco. ¿Tratan de neutralizar así el ascenso nacionalista?
–Nuestra oferta es un proyecto de centro, de centro derecha, pero es un proyecto nacional. Y es un proyecto que ante la pelea que tienen hoy Bildu, o PNV-Batasuna, yo ofrezco seguir siendo España, ofrezco convivencia, ciudadanía... No tengo ningún complejo en afirmar que ellos van al aislamiento, al siglo XIX, a las trincheras, y yo voy a España, a la convivencia, a la ciudadanía y a las personas.

–¿Qué van a hacer para sacar a Bildu y Amaiur de las instituciones?
–En este momento, con un Tribunal Constitucional que los ha legalizado, lo que a mí me corresponde y lo que el corresponde al PP vasco es que los ciudadanos sepan que la mejor manera, a día de hoy, para que Batasuna no gobierne, es votar al PP. El PSE quién sabe... Pero el PNV ya ha demostrado que, pudiendo dejar que Batasuna no gobierne, le ha dejado. El PP, a ciencia cierta, no va a pasar ni una, ni vamos a dejar que un sólo gobierno caiga en manos de esta gente.

–Por miedo volver a lo de antes, ¿se están haciendo demasiadas concesiones a la izquierda abertzale?
–Puede haber gente en ese plano, pero lo que más importa es que sepamos afrontar lo que es ETA. Que están en la cárcel por unas pretensiones políticas que son las que tenemos que abordar ahora. Si somos muy firmes con los presos y les damos lo que quieren, habrán ganado. Hay que conseguir acabar la partida: que es ganarles definitivamente, y la victoria no está en otra cosa que en no concederles sus pretensiones políticas.

–¿Anunció la ruptura del pacto PP-PSE por la proximidad al congreso?
– No tienen nada que ver. En este congreso, que sólo había un candidato que era yo, no necesitaba ningún golpe de efecto. La ruptura del pacto con el PSE era la gota que colmaba el vaso. Ellos decidieron el viernes llevar a los tribunales a Rajoy y yo el lunes decido mandarlos a paseo. Me enorgullezco de haber apoyado a un lendakari, pero lo que yo no he apoyado es un candidato del PSOE, y López ya no era un lendakari, era un candidato de Ferráz. Y al candidato de Ferráz yo no le apoyo.

–Las encuestas que manejan en el País Vasco pronostican buenos resultados para el PP... ¿Se fía de las encuestas?
–De las encuestas hay que ver las tendencias. En todas las que se han hecho se ve que el PP sube. Hace tiempo me daban un resultado de 9-8 y saqué 13, cuando el PP vasco se encontraba en un escenario vasco muy difícil. Ahora nos dan entre 15 o 16, veremos al final.

–¿Se plantea pactar con el PNV para evitar un avance de la izquierda abertzale?
– Mi aspiración no es pactar con el PNV, no estoy en política para moderar al PNV sino para un proyecto alternativo al nacionalista. Y cuanto más fuerte sea el PP, cuantos más escaños tengamos, más les dificultaremos que lleguen a acuerdos PNV y Batasuna. Pero yo no voy a pactar con el PNV ni por activa ni por pasiva. Mi proyecto es España y País Vasco; su proyecto es independencia y Euskadi.

–¿Aunque eso signifique que puedan gobernar?
–Trataré de conseguir el mayor número de votos, y cuantos más tenga, más impediré que Bildu gobierne. De la forma que sea, pero no voy a hacer ningún tipo de gobierno con PNV ni nada parecido, porque mi proyecto es distinto y alternativo.

–¿Volvería a apoyar al PSE?
–De momento parece que hoy tienen todos los puentes rotos. El PSE hablará por él. La historia de su política en el País Vasco ha sido el tirarse en brazos del PNV excepto una vez, cuando Basagoiti le dijo un día en elecciones: «tú eres lendakari porque te lo regalo». El PP no es ninguna muletilla de nadie, y aspira a medio y largo plazo a ser un partido mucho más importante en el País Vasco.

–¿Se ha sentado ya con el lendakari para hablar tras su anuncio de elecciones anticipadas?
–Aún no. Creo que sigue un poco dolido por que dije que no le apoyo en la deriva en la que está. Pero espero que vaya reconociendo en público que las elecciones no van a ser al final de la legislatura, sino antes. No se va a agotar la legislatura, esto de principios de otoño no pasa.

–¿Las políticas del Gobierno se están entendiendo en el País Vasco?
–Creo que el plan del Gobierno se podría haber planteado mejor. La intención es clara, es la reinserción individual frente a lo que ETA quiere, que es la amnistía y la impunidad, que no la va a tener jamás. La intención es buena, pero quizá podíamos haberla formulado mejor y podríamos haber generado menos dudas. Pero quiero que todo el mundo tenga claro que el Gobierno es fiable y que está en la derrota de ETA.

–¿Cuál es la presión que está ejerciendo en estos momentos Bildu en el País Vasco?
–Han montado un verdadero incendio hasta en temas tan simples como la recogida de basuras en Guipúzcoa, lo que demuestra que Bildu y Batasuna son basura orgánica y basura ideológica, y plantean medidas de corte nacista.

–¿Cree que el nuevo presidente francés, François Hollande, ejercerá la misma presión contra ETA que llevó Sarkozy?
–Me llega que están apretando al nuevo presidente francés para que tenga otra política antiterrorista y sea más benevolente con el mundo etarra. Confío en que eso no sea así, porque lo que se ha demostrado es que lo que ha hecho Francia en los últimos tiempos es lo más eficaz y nos ha llevado a esta situación de mayor tranquilidad.

–¿Se ve lendakari?
–Torres más altas han caído. Tenacidad no me va a faltar.