Café de París: un entrecot con historia

L’Entrecote Café de París celebra su quinto aniversario y qué mejor manera de hacerlo que con la inauguración de una nueva sede en el número 8 de la calle Félix Boix, que, además, cuenta con una terraza muy apetecible. ¿El protagonista? El mítico plato nacido en la Suiza de los años 30, por supuesto. Quien no lo haya probado, lo suyo es conocer este espacio situado en Chamartín. Está compuesto por un lomo de vaca fileteado sobre la ya clásica salsa secreta que Monsieur Boubier ideó en 1930 en el restaurante Le Coq d’Or de Ginebra. Elaboración que aprendió su hija, quien se la enseñó a su marido Arthur-François Dumont, propietario del emblemático Café de París. La salsa adquirió tanta fama que, en 1942 decidió concederle todo el protagonismo y ofrecer el Entrecote Café de Paris como único plato. Fórmula que continua intacta hasta nuestros días. Ya en la mesa, disfrutamos de un menú cerrado por 24 euros. Para abrir boca, la ensalada verde con el aliño de la casa. Y como plato fuerte, la pieza magra, limpia y “a point”. Llega fileteada en una bandeja napada con la famosa salsa sobre un “rechaud”, que va deshaciendo la salsa al tiempo que transforma su consistencia y sabor. Como guarnición, patatas fritas “a la minute” y como pecado, unos panecillos de estilo payés. Quienes dejen espacio para el postre han de saber que tan imprescindible es la crème brulée como el hojaldre de manzana con helado de vainilla y la crêpe suzette. Cuenta con horario ininterrumpido, así que puedes venir a desayunar unas crêpes y a merendar una tarta casera (C/ Conde de Aranda, 11. T. 91 5784191 y C/ Félix Boix, 8. T. 91 7087941).