• 1

El whisky más fácil de entender de LVMH, el Ardbeg An Oa

La destilería del grupo lanza su cuarto whisky permanente inspirado en el Mull of Oa en Islay, Escocia

  • La localización de la destilería da personalidad a este single malt
    La localización de la destilería da personalidad a este single malt

Tiempo de lectura 2 min.

15 de abril de 2018. 20:18h

Comentada
Gerardo Granda Madrid. 15/4/2018

El hotel Only You de Chueca fue el escenario perfecto para la presentación en España del «espirituoso» más heterodoxo de la destilería Ardbeg del grupo LVMH: el An Oa. Un single malt que sorprende desde su color, hasta la nariz y en boca.


Al igual que sus hermanos, el Ten Years Old, el Uigeadail y el Corryvreckan, de la pequeña destilería en los confines del mundo, el An Oa no está filtrado en frío, que se delata en el tono, supera los 40 grados de alcohol (46,6%), está secado en pagodas naturales, al aire libre, lo que le confiere ese toque salino y los ahumados a toda la gama; su agua procede de su propio manantial en el lago Uigeadail y, como colofón, utilizan el baño maría para destilar y no el fuego directo, como explicó Pedro Utrera, director de comunicación del grupo. Según él, este es el whisky «más fácil de entender». Para su creación se utilizó la «Gathering Vat» de la sala de reuniones donde se mezcló barrica ex bourbon, con barricas ex Pedro Ximénez y de barrica nueva francesa muy quemada.

Su descripción en la botella explica que vamos a encontrarnos con un single malt «Ahumado», «Dulce» y «singularmente redondo». En nariz se notan las especias y el principio de frutas asadas como el plátano para en boca evocar chocolate con leche y humo de cigarrillo. Utrera nos reconcilia con algo de hinojo y sus persistentes anisados. La propia localización de el Mull of Oa, donde se ciernen las tormentas del atlántico con toda su fuerza nos presenta un whisky que persiste en calma en la boca después de haber levantado un vendaval de matices sin estridencias con esos toques dulces del ex Pedro Ximénez.

Al no ser una edición limitada, pero si una pequeña producción a cargo de seis personas, encontraremos pronto botellas en nuestro país a un precio aproximado de 60 euros. No está nada mal la nueva incorporación de una destilería de 200 años que conseguido que su whisky sea elegido cuatro veces como el mejor del mundo.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs