Modernismo inédito catalán

El museo dedicado a este movimiento reúne nuevas obras de Gaudí y Casas

Un dibujo inédito de Ramon Casas, estrellas de la nueva colección expuesta en el Museo del Modernismo Catalán

El Museo del Modernismo Catalán sigue creciendo y ampliando su colección. El espacio, el único dedicado a este movimiento artístico en Cataluña, presentó ayer las nuevas obras que enriquecen su exposición permanente con obra inédita o poco conocida de algunos de los autores más destacados del modernismo catalán. Un fondo en el que no faltan creadores tan valiosos como Antoni Gaudí, Ramon Casas o Josep Puig i Cadafalch, entre otros.

Dentro de estas incorporaciones, destaca especialmente una pieza que Gaudí dispuso para La Miranda, el desparecido edificio que se encontraba en Llinars del Vallès y que ahora se está intentado reconstruir. Son los restos de un fragmento de la malla de hierro, que rodeaba la finca y que quedo en manos de los vecinos de la población. La pieza destaca por un diseño que recuerda al de las redes de los pescadores, simulando los típicos nudos marineros que se tejían antiguamente con cuerdas. La malla fue probablemente realizada, a instancias de Gaudí, en el taller de sus colaboradores, los hermanos Badía.

Ramon Casas es otro de los grandes nombres del museo, al exhibirse varios dibujos inéditos de uno de los nombres más importantes en el terreno de la pintura y el dibujo modernista. De él se pueden ver los originales titulados «Dama en interior», realizado hacia 1917, un retrato de una mujer en el que el pintor parece sorprende a la modelo en su intimidad, y «Julia con sombrero y parasol» (1919), en la que la protagonista absoluta es Julia Peraire, la modelo que se convirtió en la esposa de Casas, fuente de inspiración de muchos originales del maestro.

Casas es también uno de los ejes de uno de los proyectos más ambiciosos liderados desde este museo barcelonés. En la actualidad, se está elaborando el primer catálogo razonado de los dibujos del artista, una iniciativa que, según Gabriel Pinós, director del museo, ya ha podido identificar «unas 600 obras que están en manos de coleccionistas privados». Está previsto que el volumen pueda ver la luz en 2016, coincidiendo con el 150 aniversario del nacimiento de Casas.

De la desaparecida Casa Trinxet, comisionada por Josep Puig i Cadafalch para el empresario textil Avel·lí Trinxet, destaca una arquimesa y una mesillas. El conjunto, realizado por Puig i Cadafalch, formaba parte del mobiliario de este edificio, destacando por su habilidad para combinar la madera con los remaches de bronce.

El museo tuvo en 2012 más de 13.000 visitantes, una cifra similar al año anterior de los que el 53 procedían del extranjero, sobre todo franceses, el 27 por ciento de Cataluña y el 20 por ciento restante del resto de España.